Iker Jiménez califica el caso del 'jaguar de Montemayor' como "la nueva guerra de los mundos"

El director y presentador de 'Cuarto Milenio' llegó a movilizar a su equipo para acudir a la localidad vallisoletana y analizó toda la repercusión que generó la falsa noticia del felino suelto por la zona.

La noticia que llegó a los medios nacionales el pasado jueves siguió teniendo repercusión más allá de la provincia de Valladolid. No hubo ningún jaguar en Montemayor de Pililla, aunque el alcalde de la localidad tuvo que sacar un bando que encendió todas las alarmas. Después todo se clarificó y la noticia fue desmentida, para la tranquilidad de la gente de la zona.

 

Al día siguiente, la resaca dejó "abrumado" al alcalde, pero la noticia siguió teniendo importancia. Iker Jiménez, director y presentador de 'Cuarto Milenio', subió un vídeo a su cuenta de 'Youtube' analizando todo lo ocurrido.

 

"Me ha impresionado muchísimo. Hay que aprender de la historia del jaguar de Valladolid. Enseguida me imaginé a un felino imponente, musculoso, a una criatura poderosa como pocas", empezó diciendo. Aseguró que se dieron "una conjunción de cosas muy antiguas (el bando, el alcalde pidiendo calma) con la velocidad de las redes sociales".

 

Jiménez se interesó por el tema y lo investigó. "Pregunté a un amigo y me dijo que podía ser posible", admitió. Este le contó que podría haber sido por un tema de "caza", posibilidad que definió como "una aberración, algo delirante".

 

"Cuando recibo la información a la una o a las dos de la mañana, pongo un dispositivo de 'Cuarto Milenio' para irnos a esta zona y vigilar si es verdad. Todo conecta con los 'alien cats', felinos vagando en lugares como el Reino Unido, pero que tiene una base de realidad: escéntricos, cacerías, zoos clandestinos... Animales que no tienen que estar ahí, pero son realmente vistos", explicó.

 

Pero finalmente no fue a más, aunque reconoció que "ya estaba el viaje diseñado y planeado". "En plena madrugada tenía a mis compañeras de producción pensando en los coches, en las cámaras, en quién iba para ver qué estaba ocurriendo... Porque es nuestra obligación como periodistas", apuntó.

 

La bola que se hizo fue tan grande que habló del "pánico social". "Ya tenemos a la gente de los propios pueblos asustada y con escopetas", dijo. Porque el bulo corrió como la pólvora, y más cuando el propio Ayuntamiento de Montemayor de Pililla emitió el bando.

 

"Van pasando los minutos y se confirma que tenemos un Orson Wells oculto, inconsciente quizá, alguien que prende la chispa, no sé si adrede o no. Lo que no podíamos entender es que una sola persona, haciendo correr un bulo, pudiera tener a veinte medios de comunicación reproduciendo la noticia. Me he quedado sorprendido con cómo algo puede provocar el pánico en muy poco tiempo con una economía brutal de medios. Nunca ha estado tan fácil interactuar en la mente colectiva de una población y modificarla con bulos y nocias falsas que pueden generar el pánico", señaló.

 

Y es que, según apuntó Iker Jiménez, esa batalla "no está tan lejos". "La nueva guerra de los mundos' tiene que ver con las redes sociales y con su uso indebido, a no ser que haya sido un experimento sociológico, que no lo creo. Yo mismo había creído que ese jaguar tenía que estar ahí porque había recibido dos notificaciones oficiales, estaba viendo al Seprona actuar y todo en tiempo real. ¿No nos hace más vulnerables que nunca?", comentó.

 

Por último, el director del programa de Cuatro aseguró que lo que realmente hubo fue "una tremenda lección""Nos creemos más en contacto con la información que nunca y al mismo tiempo estamos más desinformados y perdidos que nunca", sentenció.

Noticias relacionadas