Iberdrola reforesta el Campo de Maniobras y de Tiro militar Renedo-Cabezón, en Valladolid
Cyl dots mini

Iberdrola reforesta el Campo de Maniobras y de Tiro militar Renedo-Cabezón, en Valladolid

Ha plantado 40.000 árboles en una superficie de 50 hectáreas que se absorben hasta 1.900 toneladas de CO2.

Fundación Iberdrola ha invertido un total de 140.000 euros en la reforestación de una extensa superficie del Campo de Maniobras y de Tiro militar Renedo-Cabezón, en la provincia de Valladolid, que permite absorber hasta 1.900 toneladas de CO2.

 

Precisamente, la zona ha sido visitada esta mañana por el presidente de la Fundación Iberdrola España, Fernando García Sánchez, junto con el director general de Infraestructura, el vicealmirante José Francisco Pérez-Ojeda y Pérez, y el comandante militar de Valladolid y Palencia, el general de brigada José Rivas Moriana.

 

Esta reforestación, la primera que acomete la Fundación dentro del plan Bosque Defensa-Iberdrola, ha supuesto la plantación, a lo largo de una superficie cercana a las 50 hectáreas, de más de 40.000 árboles. El 80% de ellos son pinos de la variedad resinero y el 20% restante
corresponde a encinas. Esto supone la absorción de 1.900 toneladas de
CO2.

 

Para llevar a cabo estos trabajos, de dos meses de duración, la Fundación Iberdrola ha invertido alrededor de 140.000 euros y ha  contratado a 45 personas, todas ellas de empresas locales de diferentes municipios de la provincia. Adicionalmente, durante las temporadas de verano de 2019 y 2020, se contratarán nuevamente estas empresas para llevar a cabo las labores de mantenimiento y riegos.

 

Iberdrola firmó en 2018 un protocolo de intenciones con el Ministerio de Defensa junto con la Dirección General de Infraestructuras para desarrollar iniciativas conjuntas para la mejora, la protección y la conservación del medio ambiente en distintas áreas, y con el fin último de contribuir activamente en la lucha contra el cambio climático. Uno de los ámbitos de actuación señalados, fue la conservación del entorno natural.

 

Para ello, estas entidades acordaron desarrollar un programa para la reforestación de los campos militares de maniobras del Ejército, que son propiedad de este ministerio. Iberdrola, a través de su Fundación en España, es, por tanto, la encargada de acometer estos trabajos en los terrenos que seleccione la administración, con el compromiso de realizar uno cada año.

 

Gracias a esta iniciativa, que se extenderá por otras regiones donde el Ministerio de Defensa cuenta con campos de maniobras, no sólo se mejora y se fomenta la conservación del entorno natural sino que también se contribuye a la reducción de emisiones de CO2.