"Hasta que las matemáticas no lo digan creemos en el 'play-off', pero solo vale ganar para que siga habiendo cuentas"
Cyl dots mini

"Hasta que las matemáticas no lo digan creemos en el 'play-off', pero solo vale ganar para que siga habiendo cuentas"

El técnico hace balance desde su llegada al club hace dos meses y sueña con poner la guinda a la temporada alcanzando la promoción.

La temporada llega a su fin para el UEMC Real Valladolid Baloncesto, tan solo dos partidos quedan y con la permanencia ya en el bolsillo, el sueño de luchar por entrar en ‘play-off’ está más vivo que nunca. Hace dos meses Paco García volvía al equipo de su corazón para tratar de sacar adelante una temporada que hasta el momento estaba siendo aciaga y con el descenso acechando. Desde entonces todo cambió y las ardillas del Pisuerga tan solo han perdido un partido de los últimos siete. El técnico ha impregnado de su garra a unos jugadores que parecían desconectados y que ahora se permiten el lujo de soñar.

 

Con Tribuna Valladolid,  Paco García analiza el vital choque ante Cáceres de este viernes y habla de los cambios realizados con la ilusión de seguir ligado al proyecto pucelano más tiempo.

 

PREGUNTA: Próximo partido que es esta noche, ante Cáceres. ¿Cómo lo ve?

RESPUESTA: Con mucha ilusión. Tenemos ganas de seguir con esta buena racha de resultados, pero sobre todo de juego e ilusionante para nuestros aficionados porque hemos logrado cambiar un discurso en el que estábamos preocupados por un posible descenso a soñar con el 'play-off'. Lo que más nos motiva es poder jugar ante un equipo como Cáceres, posiblemente una de las revelaciones de la liga.

 

P:¿Cómo llega el equipo a esta recta final de temporada?

R: Siempre se puede mejorar y más siendo una persona tan exigente como soy yo que siempre pide más. Es difícil poder mejorar nuestra situación actual, pero nos queda el lunar de no haber ganado a Estudiantes, porque es la única derrota que hemos cosechado en los ocho partidos que llevo desde que cogí al equipo.

 

P: Llegó hace dos meses con el equipo luchando por no descender y ahora lo tiene luchando por un puesto en play-off ¿Qué ha cambiado?

R: Esta transformación se ha basado en dos aspectos: uno el trabajo y dos la exigencia. Yo cuando  llego al equipo estaba en una mala dinámica de resultados que hicieron caer a Roberto, al cual yo tengo un gran respeto y aprecio. Desde entonces lo único que hemos hecho es cambiar la forma de trabajar, siendo exigentes en todos y cada uno de los aspectos.

 

P: ¿En qué incidió para revertir una dinámica tan negativa?

R: El equipo ha respondido a las mil maravillas a la exigencia que les hemos pedido y eso ha sido fundamental. El trabajo que hizo Roberto era muy bueno, pero no tuvo suerte.

 

P: Qué le faltaba al equipo con Roberto, ¿Necesitaba mano dura?

R: Yo no aporto mano dura, yo aporto exigencia y solo pido eso y trabajo, mucho trabajo. Luego ya está mi idea de baloncesto que se suma a todo esto porque hemos intentando que hubiera más orden dentro del campo que ha permitido a muchos jugadores sentirse más cómodos.

 

P: Comentó que veía todos los partidos desde la grada, ¿Qué impresión le dejaba?

R: De esta parte solo puedo hablar como aficionado y veía un equipo que tenía más calidad, que no conectaba con la afición. Era un equipo triste y soso, que nos transmitía nada y que tratamos de cambiar desde el minuto uno.

 

P: Y en esos cambios influye la mejoría de Sergio de la Fuente, que vuelve a ser un jugador baluarte…

 R: No solo Sergio, como he dicho muchos jugadores han mejorado. Geks, Puidet, Gillbert… todos han encontrado su sitio para poder aportar.

 

P: ¿Algún jugador le ha dado las gracias por este cambio?

Sí, varios.

 

P: A su llegada marcó a Raffington como una de sus decepciones, ¿Cómo ha evolucionado esto?

R: Es evidente que está muy lejos del rendimiento que se esperaba de él desde el club, pero estoy agradecido de que nos aporte en los minutos que tiene.

 

P: ¿Cuál ha sido el papel de la afición en este cambio?

R: Queremos que estén ilusionados como esta semana, que vengan a Pisuerga y quieran estar al lado del equipo. Tenemos que logar que salgan contentos con lo que ven y orgullosos del equipo.

 

P: No le gusta lanzar las campanas al vuelo y ha reconocido que el equipo no da para llegar a luchar por algo más que la salvación, pero después de toda esta travesía,  ¿no ve viable el 'play-off'?

R: Hasta que las matemáticas no lo digan nosotros creemos, pero solo vale ganar para que siga habiendo cuentas. Si lo hacemos prepararemos bien la próxima semana para ver si, aunque muramos en la orilla, lo hacemos con la satisfacción de haber llegado hasta esa orilla. Quién nos iba a decir hace mes y pico que íbamos a estar jugando con la ilusión de poder jugar la promoción.

Por otro lado, para motivarnos aún más hemos fijados pequeños miniobjetivos que nos pueden llevar a luchar por esto. Podemos lograr la mejor rachas de victorias del club, acabar con récord positivo... hay que jugar por lograr esto también.

 

P: Cambiando de tercio, ¿Ha visto cambios en el club desde su integración como parte del Real Valladolid?

R: Hay diferencias. Yo me marché por una decisión muy personal en el que pensé que lo mejor era dar un paso al lado porque no parecíamos compartir objetivos. Desde entonces ha cambiado el club y se nota que hay una ambición por luchar por cotas mayores.

 

P: ¿Ha cambiado Paco García desde su marcha del CBC Valladolid?

R: Sin duda no. Tengo más canas, tres años más… pero mi esencia sigue. Indudablemente soy mejor entrenador y la experiencia en Fuenlabrada en ACB, a pesar de como acabó, me ha servido para aprender y mejorar. Siempre y cuando la llama de entrenar siga viva podremos progresar.

 

P: Es sabido que es un gran aficionado a todos los equipos de la ciudad, ¿cómo valora el año?

R: Soy muy de Valladolid y no lo escondo. Recientemente he tenido la ocasión, aunque suene raro, de conocer a César Pérez Gellida, del cual soy fan de su obra. Me gusta mucho mi ciudad y he sido un embajador de la misma allá donde he estado entrenando. Soy muy del Real Valladolid, siempre que puedo subo a Zorrilla, pero también me gusta ir a Pepe Rojo al rugby o a Huerta del Rey a ver el balonmano. La única espina es no ir al hockey pero he prometido que en cuanto pueda asistiré a Canterac.

P: ¿Hay Paco García para rato?

R: Hay muchas cosas que dejar encima de la mesa antes de pensar en la próxima temporada. Yo quiero seguir si vamos de la mano en cuanto a dar pasos adelante, ser ambiciosos… no quiero ser una carga para el club, estoy orgulloso de que esta sea mi cuarta etapa en el club; el hasta cuando ya se verá…

 

Comentarios

[email protected] 14/05/2022 00:31 #2
Hay Paco para rato. Gracias mil !!
Jesus 13/05/2022 18:57 #1
Grande Paco ,tiene que seguir el próximo año si o si.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario:

Noticias relacionadas