Gonzalo de Castro: "El teatro es la verdad, el cine es el sueño y la televisión es el trabajo"

El actor madrilleño llega al Carrión de Valladolid este sábado (20:30 horas) para representar, junto a su compañera Elisabet Gelabert, la obra 'Idiota'.

El Teatro Carrión se prepara para acoger este sábado la obra 'Idiota', protagonizada por Gonzalo de Castro y Elisabet Gelabert. Desde las 20:30 horas, ambos se adueñarán del escenario vallisoletano para tratar de encadilar a un público "estupendo".

 

El actor madrileño, que ha interpretado papeles en series importantes como '7 vidas' o 'Doctor Mateo', regresa a Valladolid, donde ha estado "muchas" veces. En esta ocasión, espera que el público responda de la misma manera y le invita a disfrutar de una obra que transcurre en "una trama particular".

 

Un hombre se presenta a unas pruebas psicológicas remuneradas. Lo que aparenta ser una manera sencilla de conseguir el dinero que necesita para resolver sus problemas económicas, se convertirá en una auténtica pesadilla de la mano de una atractiva psicóloga, quién, a través de preguntas y enigmas, le obligarán a dar lo mejor de sí, si quiere evitar un fatal final.

 

Gonzalo de Castro explica a Tribuna de Valladolid los detalles de esta función, cuyos precios son 22 euros (Platea y anfiteatro 1) y 19 (Anfiteatro 2), que aterriza en el Carrión en la tarde del sábado.

 

PREGUNTA: ¿Qué tal está yendo la obra?

RESPUESTA: Estupendamente. Hemos estado cuatro meses en Madrid y ahora nos encontramos en el final de la gira.

 

P: ¿Qué puede contar de su personaje?

R: Se llama Carlos y afronta una peripecia terrorífica. Piensa que es dueño de su vida, y no es así. La obra transcurre en una trama particular.

 

P: Al encontrarse en el final de la gira, tendrá a Carlos 'dominado'.

R.: En cada plaza se crece porque en el teatro se suma. Cada vez colocas mejor el texto, te acomodas a la frase y eres más libre en el escenario. No es un automatismo; cada vez te encuentras una situación distinta: la temperatura, si el público se ríe más o menos...

 

P: ¿Cómo se entiende con su compañera Elisabet?

R.: Es una enorme actriz, una grande del teatro y la gente se la rifa. Tenemos gran admiración y un respeto profesional mutuos, que es fundamental. Además, nos llevamos muy bien.

 

P: ¿Cuántas veces ha estado en Valladolid? ¿Qué le parece su público?

R: Muchas. Me parece estupendo, como todo público que hay en España. Cualquier público que va al teatro es un público interesado. Siempre que he ido a Valladolid me siento estupendo. Espero que esta vez siga igual.

 

P: ¿Qué mensaje mandaría a los vallisoletanos que todavía no han sacado las entradas?

R: Espero que el público tenga la curiosidad de ir a vernos. Esta función es como un meteorito, como un disparo, es un obús; si no la ves, te la has perdido.

 

RECONOCIDO POR 'DOCTOR MATEO'

 

P: Ha tocado todas las ramas de la interpretación, ¿qué diferencias ve entre ellas?

R: El teatro es la verdad, el cine es el sueño y la televisión es el trabajo. Para un actor que le guste el oficio que ha elegido, el teatro es la herramienta fundamental. Ahí es donde realmente me siento feliz. El cine y la televisión hay que hacerlos, porque hay que comer, pero el teatro es la expresión más noble del actor.

 

P: Con tantos papeles en su currículo, ¿por cuál le reconoce la gente por la calle?

R: Seguramente por Doctor Mateo, que fue el papel que más huella dejó.

 

P: Para un actor, ¿es bueno o malo que le reconozcan por un único personaje?

R: Si lo digo honestamente, depende de cómo te tomes las cosas. Si tienes un trabajo que te satisface... Cada uno te aporta cosas. No te puede molestar. El tema de la gente con etiqueta es que tiene que salir de ella. Afortunadamente no es mi caso. Yo agradezco que la gente me diga que le gusté mucho, me piden una foto y es un placer. Procuro hacer muchas cosas y voy saltando como una rana de un sitio a otro para que no me etiquete nadie.

 

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: