Fin del partido: la temporada de balonmano finaliza con “un buen sabor de boca” en Valladolid
Cyl dots mini

Fin del partido: la temporada de balonmano finaliza con “un buen sabor de boca” en Valladolid

Polideportivo Huerta del Rey, Valladolid.

Cayetano Cifuentes y Mario Arranz hacen un balance de esta temporada de balonmano vallisoletano y confían en la vuelta a la normalidad para la próxima que comenzará en septiembre

La temporada de balonmano finalizó el pasado fin de semana, con el Aula Alimentos de Valladolid en cuarto puesto en la Liga de Guerreras, haciendo historia tras ganar al Rocasa de Gran Canaria. El Atlético de Valladolid, finalizó la última jornada de la Liga Sacyr Asobal con un empate frente al Ademar, marcado por la despedida de siete de sus jugadores. Los dos equipos declaran que existe una “buena relación” entre ellos, a pesar de tener necesidades distintas y jugar en ligas diferentes, porque comparten “una misma instalación y unos intereses deportivos comunes”.

 

Los presidentes de ambos clubes apoyan la iniciativa que demanda a la Junta de Castilla y León que reactiven las participaciones económicas a los equipos deportivos de élite. Estas ayudas que existían en el pasado, se rescindieron porque la política de la Junta dejó de estar alineada con este tipo de participaciones y ahora los clubes piden la recuperación de esas aportaciones: “La mayoría de los clubes de la Liga Asobal cuentan con ayudas de sus comunidades autónomas, pero nosotros no. Habíamos superado esta carencia gracias al nivel de afluencia de público en los partidos que conseguía suplir esa diferencia presupuestaria, pero con la crisis sanitaria y las restricciones de aforo estamos en desventaja”.

 

Los equipos de Huerta del Rey coinciden en la nostalgia que genera la falta del público en sus partidos. “Para el jugador es esencial el calor de la afición en las gradas. Sentir su apoyo es muy importante”. A demás, económicamente ha supuesto “una bajada importante” de ingresos de los abonos y las entradas. Pero los presidentes auguran la vuelta a la normalidad de público para la próxima temporada: “Tenemos unos seguidores fieles y hay que confiar en el proceso de vacunación”.  

 

Cayetano Cifuentes Junquera, presidente del Aula Alimentos Valladolid, manifiesta el “orgullo” de todo el equipo por los logros a nivel deportivo. Califica de “extreordinaria” la temporada al conseguir la mejor clasificación de su historia en los ocho años que llevan participando en la liga de división de honor, y al haber llegado a la final de la Copa de la Reina. Y considera que los resultados del balance anual han sido “muy positivos” en un año “difícil y amargo”, marcado por los tres parones en sus jornadas deportivas, a causa de los contagios por la Covid: “Nuestro equipo ha sido uno de los clubes más castigados”.

 

Mario Arranz, presidente del Atlético Valladolid considera que esta temporada ha sido “un éxito rotundo” que a pesar de la situación sanitaria, ha conseguido un “buen resultado”, batiendo un record de puntos, y manteniendo la posición que han obtenido durante los últimos años: “No hemos dado un paso atrás en la clasificación, mientras otros equipos de Castilla y León sí que lo han hecho”. A demás, los dos episodios de contagio en el quipo en “buenos momentos de juego”  han supuesto una “dura recuperación” para los jugadores y una inferioridad de condiciones respecto al comienzo de la temporada.

 

El Atlético Valladolid se enfrenta a la próxima temporada sin siete de sus jugadores más importantes pero miran al futuro “con optimismo” y valoran la renovación de Jorge Serrano, máximo goleador de la Liga Asobal, “porque es un lujo seguir contando con él en un momento en el que le llegan ofertas superiores en cuanto a calidad y a cantidad”. El equipo va a nutrirse de la cantera del club y presiente una “temporada de cambio” que puede suponer resultados “muy positivos” al club.

 

De cara a la próxima temporada, a los dos equipos de Valladolid les “preocupa” la situación económica que complica el nivel de patrocinadores, a causa del daño que sufren las empresas locales, pero quieren apoyar la situación económica de la Provincia vallisoletana y ruegan confianza a los empresarios en un periodo de “recuperación y esperanza”.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: