Estancos y quioscos venden ya el billete ordinario de Auvasa que podría llegar a 200 establecimientos
Tribuna mini Saltar publicidad
P 800x800 tribuna bonoshost ava 021220 file
Cyl dots mini

Estancos y quioscos venden ya el billete ordinario de Auvasa que podría llegar a 200 establecimientos

Billete Autobús AUVASA

Su precio seguirá siendo de 1,50 euros y se podrá encontrar desde esta semana en veinte establecimientos adheridos.

Desde esta semana los usuarios del autobús podrán adquirir los billetes ordinarios pagando en efectivo en veinte quioscos y estancos, sin embargo,  Álvaro Fernández, Gerente de AUVASA, asegura poder llegar a más de 200 puntos de venta a lo largo de toda la ciudad.

 

Los quioscos y estancos adheridos a esta novedad, se encuentran la mayoría en el centro, como son los de la calle de las Angustias, Constitución,  dos en el Paseo Zorilla, Plaza de Cruz Verde, Plaza Rinconada y Zorrilla con esquina Santiago, entre otros. En Rondilla, en Cardenal Torquemada, en el clínico en Real de Burgos y en Delicias en el Paseo San Vicente,  entre otros barrios.

 

Es un paso intermedio hacia el proceso de pago con tarjeta”, ha confirmado Luis Vélez,  concejal de Movilidad y Espacio Urbano en Valladolid, al que el gerente ha afirmado que en septiembre ya estará disponible.  Además, del  futuro pago con el móvil, del que ha hablado Alejandro Pérez García, representante de la Federación de Comercio y Servicios de Valladolid (FECOSVA).

 

Con esta iniciativa del billete ordinario podrán llegar al sector del turismo, del que esperan “estar más cerca”, según Fernández.  “Vamos a hablar con otros puntos de venta asociados al turismo, como son la estación de tren y de autobús”.  También ha nombrado el pago con tarjeta, al que asegura que desean “ir a más, las nuevas tecnologías van a permitir que el turista pueda comprar su billete de autobús con antelación e incluso un billete combinado con Renfe o con otros autobuses interurbanos”.

 

La incertidumbre de la nueva normalidad, también afecta a esta medida que aún no se sabe si será temporal.  “Con el tiempo se verá el uso que tiene el billete en papel” ha augurado el gerente. Sin embargo, sí ha revelado el coste de esta nueva iniciativa para AUVASA, “conlleva medio millón de euros, llegará un momento en el que quizás no sea sostenible”.

 

Aun así, esta nueva medida ha sido impuesta porque “AUVASA ha sido ejemplar en todas las recomendaciones de la Unión Europea, como por ejemplo, informar sobre la ocupación de los autobuses”, cosa que, según Álvaro Fernández, han sido los únicos en llevar a cabo este tipo de medidas.

 

Desde AUVASA ha querido agradecer  a quiosqueros y a la Asociación Vallisoletana de Vendedores de Prensa de Valladolid el apoyo a la empresa en estos momentos. 

Noticias relacionadas