El Universidad de Valladolid Femenino claudica ante un buen San Fernando

Las jugadoras del San Fernando celebran un gol ante el Uni. SERGIO SANZ

Las de Garci sucumbieron ante un rival superior por 1-4, aunque no perdieron la cara al partido en ningún momento, pese a contar con varias bajas.

UNIVERSIDAD DE VALLADOLID: María, Irene, Patri, Carmen y Estre. También jugaron: Clau y Cristina.

SAN FERNANDO: Lara, Sofía, Jenni, Marta y Laura. También jugaron: Lillo (p.s.), Enana, Patri, Kiki, Andy y Nerea.

GOLES: 0-1, minuto 3: Jenni; 0-2, minuto 8: Laura; 0-3, minuto 10: Nerea; 1-3, minuto 13: Clau; 1-4, minuto 24: Jenni.

ÁRBITROS: Prieto González y Molina Muñoz, de Salamanca. Mostraron tarjeta amarilla a la local Clau y a las visitantes Marta y Jenni.

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la Jornada 9 del Grupo IV de la Segunda Femenina. Alrededor de 150 espectadores presenciaron el encuentro en Fuente la Mora.

Quién sabe si con todas las jugadoras disponibles el Universidad de Valladolid Femenino podría haber metido mano al San Fernando, uno de los equipos de la zona alta de la clasificación. La realidad es que las madrileñas mostraron más calidad y entereza sobre la pista, donde las de Garci tardaron en aclimatarse, pese a ser su propio feudo. Así, los tres puntos volaron a Madrid con el 1-4 fraguado en la primera mitad.

 

Con un inicio loco, en el que San Fernando probó una jugada de saque que estuvo a punto de salirle bien y al momento cambió a tres jugadoras, se palpó la superioridad visitante. Se acomodó a la pista de Fuente la Mora y llevó el timón de un partido que se le puso de cara muy pronto.

 

Jenni abrió la lata a los tres minutos al más puro estilo fútbol sala, con un punterazo que se envenenó y acabó en la red. El Uni estaba perdido en casa y demasiado incómodo por la presión del rival. Apenas pisó el campo rival y tuvo que ponerse el mono de trabajo para hacerse fuerte atrás e intentar aprovechar la que tuviera.

 

Pero la calidad del conjunto madrileño le bastó para ampliar la ventaja, con un golazo de Laura de volea. Las azules tiraron de estrategia y la '19' empaló el balón en largo para fusilar a María, que hasta tuvo que ser atendida por el trallazo. Por si fuera poco, dos minutos más tarde, en el 10, Nerea hizo el tercero para dañar todavía más a las de Garci.

 

El Uni sabía que si quería conseguir algo positivo debía apretar los dientes. Lo hizo y, aprovechando que su rival bajó un poco el ritmo, logró recortar diferencias. De una jugada que parecía perdida en la línea de fondo, Clau creyó para llevarse el balón y batir a Lara por el único hueco que había. Un gol que dio oxígeno y esperanzas a las vallisoletanas.

 

Y es que a partir de ahí crecieron y ganaron protagonismo con la pelota. Patri, Irene, Clau y Carmen empezaron a entenderse mejor y a llegar a la portería rival. Aunque fue Cristina quien dispuso de la más clara en el segundo palo, donde apareció Lara para desbaratar el gol que parecía cantado. De portería a portería, porque justo en la jugada siguiente Enana mandó el balón al larguero para avisar de que el San Fernando seguía en la pista.

 

Pese a los intentos finales, el primer tiempo acabó con ese 1-3. El resultado pudo variar en los primeros minutos del segundo, pero Lillo, que sustituyó a Lara en la meta visitante, sacó el disparo de Irene y Estre mandó su remate fuera con (casi) todo a favor. Y el perdón se transformó en gol en contra. Las madrileñas pillaron a la defensa local y, en una buena combinación, Jenni finalizó al acción para subir el 1-4, a pesar de que María estuvo a punto de impedirlo con una buena estirada.

 

El partido se animó y el Uni continuó con opciones. Las de Garci tenían 16 minutos por delante para vaciarse en la pista. Clau la tuvo, pero Lillo cerró rápido las piernas para parar el disparo y mantener la ventaja de su equipo. En un intercambio de golpes, ninguno de los dos equipos acertó a rematar sendos balones dentro del área. La del Uni, tras una buena jugada individual de Patri, que nadie logró finalizar.

 

A las universitarias se les acababa el tiempo y, por ello, su entrenador decidió apostar por el portera-jugadora con Patri. Así, encerró al San Fernando en su campo, pero las ocasiones claras no llegaron y el 1-4 fue el resultado final.

 

La derrota contra uno de los rivales más fuertes del grupo deja al Uni con 9 puntos. En la próxima jornada visitará al Fisober, equipo que tiene 5 unidades menos y al que deberá ganar para distanciarse de la zona peligrosa.