El Sindicato Profesional de Policías Municipales exige a Puente que negocie el calendario para una conciliación familiar y laboral

Los agentes del Cuerpo municipal se han concentrado ante el Ayuntamiento durante el inicio del pleno municipal. 

Sirenas de Policía, petardos, música, consignas, pancartas… Todo vale para hacerse escuchar y es que el Sindicato Profesional de Policías Municipales de Valladolid (SPPM) se ha vuelto a movilizar este martes. En esta ocasión ha elegido la plaza de la Rinconada y la plaza Mayor, en coincidencia con la celebración del Pleno del Ayuntamiento, para reclamar la búsqueda de un acuerdo en cuanto a la conciliación laboral y familiar para los agentes del cuerpo.

 

Miguel Ángel Arroyo, portavoz del Sindicato Profesional de Policías Municipales de Valladolid, destacaba que “no es plato de gusto estar aquí mojándonos y molestando, pero es necesario”, ha aclarado, antes de continuar: “desde la primera concentración no ha habido ningún avance en el tema que más nos preocupa, que es el de la conciliación familiar y laboral, este es el motivo. Llamar la atención de que este es un problema muy grave y se debe buscar soluciones”.

 

Arroyo dice que el sistema de trabajo y de turnos apenas ha variado en las dos últimas décadas “y tanto las necesidades de la ciudad como el sistema de trabajo han cambiado mucho y esa estructura se debe modificar”. Dice el portavoz que la principal reivindicación es la del calendario, aunque no la única. “Tenemos muchas reivindicaciones, y durante la negociación del acuerdo debemos de buscar soluciones tanto económicas y de condiciones laborales, aunque donde más se está sufriendo es el tema de calendario”.

 

Uno de los cánticos más coreados era el de “Puente mójate”, inquiriéndole que el alcalde les reciba. “Por el momento no encontramos respuesta que esperábamos. Nos dicen que la puerta está abierta, pero no se trata de que nos desahoguemos y luego no nos hagan ni caso; se trata de tener voluntad de cambio”, dice Miguel Ángel Arroyo, que ha recordado que “cuando el equipo actual de Gobierno estaba en la oposición nos prometieron que cuando gobernaran iba a mejorar mucho la situación y no lo están cumpliendo”.

 

Por último, desde el Sindicato Profesional de Policías Municipales de Valladolid se advierte de que si no se llega a un acuerdo las movilizaciones continuarán. “No es plato de buen gusto estar aquí, nos guastaría que esta fuera nuestra última movilización pero no depende solo de nosotros”.