El Real Valladolid, sexto en todas las clasificaciones

Raúl de Tomás, en una acción contra el Getafe. A. MINGUEZA

Pese a que el juego de los blanquivioletas no ha sido regular, sí ha logrado que sus resultados lo sean para ocupar esa posición en la tabla general, como local y como visitante.

La victoria del Real Valladolid contra el Getafe ha permitido a los blanquivioletas mantener el sexto puesto en LaLiga 1|2|3. Pero no solo en la clasificación general, sino también en la tabla de partidos locales y visitantes. Un puesto que permitiría a los de Paco Herrera disputar el play-off cuando solo faltan dos jornadas para la conclusión del campeonato regular.

 

Cierto es que el juego del Pucela no ha sido regular durante el curso, y que no ha logrado encadenar más de dos victorias; pero los números hablan a favor de un equipo que ha metido la directa en este tramo final del curso para colarse en los puestos de promoción y no renunciar al posible ascenso.

 

Dentro de la anécdota de las tres clasificaciones, el partido contra el Getafe resultó de gran importancia también en este asunto. El triunfo blanquivioleta ha dejado a los de Herrera en esa sexta posición en todas las tablas, ya que estaba obligado a ganar para mantenerla en la general y en la local y, además, la derrota de los azulones les dejó por detrás de los vallisoletanos -aunque a solo un punto-.

 

Con 60 puntos, el Pucela llega a las dos últimas fechas marcando el límite de la promoción. El toque de atención en Sevilla ha impulsado a un equipo que, desde entonces, ha obtenido cuatro victorias y dos empates; es decir, no conoce la derrota tras aquella fatídica goleada.

 

La clave, sin duda, ha estado en Zorrilla, donde ha sumado 10 de esos 14 puntos. El feudo blanquivioleta se ha convertido en el fortín que debe ser si el Real Valladolid quiere estar el próximo curso en Primera. 11 victorias, 5 empates y 4 derrotas son los registros -mejorables- de los de Paco Herrera, quienes han puesto el candado a su portería con tan solo 16 goles en contra.

 

Pero lejos de casa el asunto cambia bastante. Eso sí, no solo para los vallisoletanos, sino para todos los equipos de Segunda. Ganar como visitante está siendo muy complicado en esta categoría. Levante y Girona son los que tienen el récord con 8 triunfos, mientras que el Pucela cuenta con solo dos menos (6).

 

Ese número podría cambiar el domingo, cuando visite a un Reus que, curiosamente, se encuentra más arriba en la clasificación como visitante (4º, con 25 puntos) que en la de local (20º, con 27). El lastre del conjunto catalán han sido los empates en su campo (9), ya que solo ha perdido en cinco ocasiones y ha ganado en seis. El Real Valladolid tratará de romper su racha de dos victorias consecutivas y tres jornadas seguidas sin perder en El Municipal.

Noticias relacionadas