El Rana Cowork de Valladolid acoge desde el 24 de agosto un taller de teatro infantil basado en 'Caperucita Roja'

El espacio Rana Cowork de Valladolid acogerá los dos últimos fines de semana de agosto y el primero de septiembre un taller de teatro infantil basado en 'Caperucita Roja' e impartido por Verónica Morejón y Lucrecia Guilarte.

 

Según informaron a Europa Press fuentes de la iniciativa, el taller se dirige a niños de entre siete y diez años, "tanto para inquietos y con mucha imaginación o bien niños más introvertidos que necesiten salir un poco de la rutina de las vacaciones" y busca fomentar su creatividad "haciéndoles creadores de un proyecto conjunto, trabajar en equipo".

 

El curso, que tendrá lugar en las instalaciones de Rana Cowork, en la plaza de Cantarranas de Valladolid, se reparte en tres fines de semana a partir del 24 de agosto, los sábados y domingos de 10.00 a 14.00 horas; el taller finalizará el día 8 de septiembre, día en que los niños realizarán la obra final del taller.

 

El precio por alumno es de 80 euros aunque la organización contempla ofertas: los padres en paro disponen de un descuento del 50 por ciento en el precio del taller y en caso de ir con un hermano, primo o amigo se puede disfrutar de un 25 por ciento de descuento por cada niño.

 

Los conceptos básicos del taller se centran en la creación conjunta teatral a partir del cuento popular de 'Caperucita Roja', el fomento de la imaginación lejos de clichés, la interpretación a partir de la música y danza, los juegos para la interrelación entre niños basados en técnicas teatrales, el taller manual para vestuario y escenografía basándonos en el reciclado y una muestra final del trabajo.

 

"La iniciación teatral para niños es un punto clave para la educación y formación cultural de los más pequeños. Crear lectores, espectadores y pequeños dramaturgos es necesario para que nuestros hijos, hermanos y pequeños artistas, formen su propio criterio y abran puertas a nuevas formas de comunicación", han destacado las mismas fuentes.

 

El teatro ofrece la posibilidad de fomentar las relaciones sociales, la comunicación, la expresividad y perder el miedo a hablar o leer en público "tanto a mayores como a pequeños". "Aprendemos jugando, algo importante y muy serio que somos incapaces de hacer los más veteranos", han concluido las mismas fuentes.