El PP se vale de su mayoría para que el alcalde sea del partido más votado de Valladolid

El alcalde de Valladolid, Javier León de la Riva, en rueda de prensa. JUAN POSTIGO

El alcalde, Javier León de la Riva, incide en que "debe haber un suelo mínimo" de un 40% de los votos totales para ello.

El Grupo Municipal Popular en el Ayuntamiento de Valladolid ha aprobado en el Pleno celebrado este miércoles y con los votos en contra de PSOE e Izquierda Unida una moción en la que se respalda la propuesta de modificar la Ley Electoral para que en los ayuntamientos gobierne la lista más votada.

 

En la sesión plenaria correspondiente al mes de agosto, que tradicionalmente se adelanta a la última semana de julio, el equipo de Gobierno municipal ha aprobado esta moción así como otra para apoyar las acciones derivadas del protocolo del Corredor Atlántico, en la que sí ha contado con los votos a favor del Grupo Socialista.

 

La última de las mociones de este largo Pleno ha traído al debate la propuesta del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para que la lista más votada en las Elecciones municipales sea la que obtenga la Alcaldía, con el fin de mostrar el apoyo de la Corporación. Aunque el texto de la proposición no lo concreta, el primer edil ha añadido en su rueda de prensa posterior al Pleno que debería fijarse un "suelo" para que la lista que determine al regidor obtenga al menos un 40% de los votos.

 

El Grupo Popular, que gobierna el Consistorio con mayoría absoluta en Valladolid, ha sacado adelante su moción con la oposición de PSOE e IU, cuyos representantes han calificado de "pucherazo" -Óscar Puente- la propuesta de modificación de la Ley Electoral y de reacción a la "caída del bipartidismo" que se produjo en las últimas Elecciones Europeas, según María Sánchez.

 

El tono del debate ha sido de constantes reproches entre los partidos, e incluso el portavoz del PSOE, Javier Izquierdo, y el del PP, Jesús Enríquez, se han enzarzado en una discusión cuando este ha hablado de un "estacazo" del partido en las primarias socialistas, mientras que Izquierdo ha retado al alcalde León de la Riva de que someta su candidatura de 2015 a la opinión de los votantes del PP.

 

En su habitual rueda de prensa, el regidor vallisoletano ha manifestado que estaría "encantado" si su partido sometiera a la opinión de los militantes la elección del candidato a la Alcaldía de Valladolid.

 

Otro momento tenso llegó en el comienzo del debate, justo cuando Enríquez tomó la palabra y un hombre que seguía la sesión desde la tribuna elevó la voz para reprochar al PP que "miente". El primer edil reclamó silencio brevemente, pero al reiterarse las críticas ordenó a la Policía que identificara y expulsara al hombre de la tribuna, quien según ha añadido después podría ser multado, aunque finalmente no será así.

 

El portavoz del PP ha defendido que se trata de una propuesta de "regeneración democrática" que propone un fórmula de lección directa "más acorde" a la actualidad y dirigida a evitar que la "voluntad electoral" sea sometida a los "chantajes no legítimos de grupos minoritarios".

 

Pero la propuesta enviada desde la sede 'popular' de Génova no ha encontrado el respaldo de IU ni del PSOE, que ha garantizado que ni los socialistas "ni ninguna fuerza política" se prestarán a apoyar "esta farsa" que persigue, a su juicio, "convertir la regeneración democrática en degeneración" y que es una modificación "para el PP y no para España".

 

Por su parte, María Sánchez ha ejemplificado la modificación de la Ley en que el Partido Popular pretende "ser el tuerto en el país de los ciegos", pues prevé que a partir de ahora será "casi imposible" que una sólo opción política aglutine la mayoría absoluta. En definitiva, ha reflexionado que el PP sólo se ha planteado cambiar el sistema electoral "cuando ha visto caer el bipartidismo" y además lo hace "para ganar incluso cuando pierda".

Noticias relacionadas