El PP dice que Puente "ha dado una patada una patada adelante" a los problemas por los cambios de líneas de Auvasa

El Grupo Municipal de Valladolid ha afirmado que el alcalde de la ciudad, Óscar Puente, ha dado "una patada adelante" a los problemas que han surgido por los cambios de líneas de la empresa municipal de autobuses urbanos, Auvasa.

 

El PP considera que no se ha atendido "prácticamente ninguna" de las quejas que los vecinos de distintos barrios de la ciudad han manifestado desde que se produjo el "controvertido" cambio de líneas el pasado 2 de enero.

 

Según los 'populares', han criticado que tras la reunión mantenida este martes para analizar la reordenación, el concejal de Seguridad y Movilidad, Luis Vélez, no haya precisado cuántas quejas se han solucionado y ha censurado que haya reforzado sus mensajes de que no iban a tener en cuenta peticiones de los vecinos.

 

El PP municipal considera que con esta "anunciadísima reunión" Puente y su equipo de gobierno lo que ha querido es "dar una patada hacia delante" a los problemas que han generado el "discutido" cambio de líneas del día 2 de enero. "Lo que Puente quiere es que los vecinos con el tiempo se acostumbren a los cambios realizados y dejen de protestar", ha señalado.

 

El Grupo Municipal Popular ha incidido en que son muchos los vecinos de distintos barrios de Valladolid como La Overuela, Rondilla, Pajarillos, San Isidro, La Victoria, Huerta del Rey, Delicias, entre otros, los que han solicitado más frecuencia de líneas o recorridos que favorezcan la accesibilidad de los vecinos a las instalaciones sanitarias de referencia o a otros servicios públicos.

 

Los 'populares' creen que "los vecinos están acostumbrados a que Puente y su gobierno no haga nada", pero cuando actúa "la situación es peor todavía complicando la vida de los vecinos de Valladolid". Por ello el Grupo Popular cree que "Puente debe darse cuenta de sus errores y corregirlos cuanto antes" porque lo contrario "es tomarle el pelo a los vecinos".