El partido entre el Recoletas Atlético Valladolid y el BM Logroño corre peligro de suspensión

El conjunto riojano ha pedido no jugar su partido este sábado por tener varios jugadores en cuarentena tras haber estado en contacto directo con un positivo por coronavirus.

El partido entre el Recoletas Atlético Valladolid y el BM Ciudad de Logroño corre serio peligro de suspensión. El conjunto franjivino ha solicitado el aplazamiento del encuentro que este sábado debía disputar en Huerta del Rey, "tras la suspensión de los entrenamientos debido a la cuarentena preventiva que han de guardar varios de nuestros jugadores al ser contacto directo de un positivo en COVID-19", según ha informado el club a través de sus redes sociales.

 

En concreto, se trata de cuatro jugadores que están aislados por haber estado en contacto directo con una persona que resultó positiva por coronavirus. En las próximas horas, el club riojano obtendrá una respuesta por parte del Comité de Competición de la Federación Española de Balonmano. Por su parte el Recoletas Atlético Valladolid ha mostrado su conformidad y acataría que el partido tuviera que aplazarse.

 

Cabe recordar que las restricciones que sufre la ciudad de Valladolid impedía que este partido se pudiera celebrar con público y tan solo 25 personas podrían a acceder al recinto.

Noticias relacionadas