El Palacio de Pimentel acoge hasta el 31 de mayo la exposición ‘Tensiones disimétricas’ del artista Enrique Oramas

La diputada provincial de Cultura y Publicaciones, Inmaculada Toledano, ha presentado este viernes en la Sede del Palacio de Pimentel la nueva exposición que estará abierta hasta finalizar el mes de mayo

Del 4 al 31 de mayo, el Palacio Pimentel de la Diputación de Valladolid acogerá la muestra Tensiones Disimétricas, de Enrique Oramas. Se trata de un conjunto expositivo donde el artista, explorando diversos formatos, materiales y gamas cromáticas, orquesta una caligrafía medioambiental de acentos serenos y antiguos que, a la manera de punciones en el paisaje, propone detenciones inhóspitas en lo familiar y anodino para “volver a mirar”.

 

El objetivo de estas Tensiones Disimétricas es colocarnos en una ambivalencia poética y estética, de las que se traduce, paradójicamente, una aventura de lo absoluto a partir de la fragilidad del paisaje: hendiduras, fricciones, inadecuaciones y espacios sin ámbito constituyen una puerta al hallazgo de hebras de luz, de claros en el bosque, una posibilidad de restituir al paisaje su totalidad primigenia, partiendo de la conciencia de su parcialidad contemporánea.

 

Estas Tensiones Disimétricas invitan a un paseo por objetos huérfanos -vallas abandonadas, contenedores de basura, recipientes de plástico que flotan

 

en la parsimonia del agua-, por malezas equívocas –cuellos velludos, cortezas escindidas, tormentas que se insinúan pero no se desencadenan y por un hombre que, desde su soledad, mira, masculla, se orilla y parece concluir que la parquedad nombra y que, a la manera de los grandes maestros toscanos, el silencio del paisaje es más concluyente que su vocación de expresarse.