El FC Barcelona cumple con su condición y golea al Atlético Valladolid

Miguel Camino ante Ristovski. A. MINGUEZA
Ver album

Los locales comenzaron con autoridad, dominantes en el marcador, pero tras diez minutos los de Xavi Pascual hicieron valer su poderío, con un Syprzak imponente, para acabar con su rival (25-38)

Atlético Valladolid: Javi Díaz, Turrado, Víctor Rodríguez (4), Roberto Pérez (1), Miguel Camino (1), Fernando Hernández (3), Abel Serdio (3) -siete inicial-. César Pérez, Diego Camino (3),  De la Rubia, Rubén Río (3), Viscovich, Serrano, Lorasque (1), Dujshebaev (6), Grossi.

 

FC Barcelona: Ristovski, Entrerrios (2), Lazarov (5), N'Guessan, Ariño (5), Saubich (6), Sorhaindo (1) -siete inicial-. Pérez de Vargas, Víctor Tomás, Syprzak (6), Andersson (1), Rivera (6), Dika Dem (3), Morros (1), Jicha (1), Jallouz (1)

 

Árbitros: Fernando Fernández y Alberto García

 

Parciales: 3-2, 6-6, 7-9, 8-12, 9-12, 12-17, 15-22. 17-24, 

 

Incidencias: partido correspondiente a la jornada 21 de la Liga Asocial. 2.300 espectadores en Huerta del Rey.

No hubo lugar para la sorpresa. Ni el fortín de Huerta del Rey, que volvía a recibir al primer equipo del FC Barcelona y que reunió a más de 2.000 aficionados, ni el buen arranque del Recoletas Atlético Valladolid hicieron posible evitar que el FC Barcelona se llevase los dos puntos hacia la Ciudad Condal.

 

El líder de la Liga Asobal, que con este suma su 112 victoria consecutiva en el campeonato nacional, demostró la evidencia: es un equipo superior al resto en España. Por calidad, por experiencia, y por poderío físico. Pero a pesar de ello los locales supieron sacar valor y entrar al partido de tú a tú. El marcador inicial, que tras el primer parcial de cinco minutos daba la victoria al Atlético Valladolir por 3-2, gracias a un Víctor Rodríguez que fue de más a menos, sirvió para inmortalizar el momento en fotografías, como una anécdota que se sabía iba a tener fin.

 

La igualdad en cancha y en el marcador duró aproximadame diez minutos. Con la primera exclusión del partido, para Roberto Turrado, el FC Barcelona se anotó el primer parcial positivo. Y a partir de ahí la renta solo hizo que aumentar, a pesar del tiempo muerto solicitado por Nacho González con tres goles abajo. 

 

Kamyl Syprzak en el pivote culé fue uno de los artífices de la victoria visitante. El imponente jugador polaco de 2,07 metros sobresalía ante la defensa vallisoletana, incapaz de frenarlo. Y cuando no era él, los goles venían desde los extremos, con los internacionales Aitor Ariño o Valero Rivera por la izquierda,  y con Joan Saubich por la derecha. Javi Díaz, portero del Atlético Valladolid, realizó un muy buen partido pero no fue suficiente para frenar a uno de los mejores equipos del mundo.

 

Al descanso se llegó con 12-17, diferencia que creció casi de forma exponencial en la segunda mitad, cuando las fuerzas comenzaron a fallar, la imprecisión llegó al juego local, y los visitantes encontraron más huecos para hacer más grande la herida. Los goles de Dujshebaev llegaron tarde, cuando la remontada era una utopía.

Noticias relacionadas