El CPLV quiere despedir el año en el liderato

Imagen de un partido del CPLV. A. P. ZAERA

El equipo de Ángel Ruiz visita este sábado al Castellón y estará pendiente del resultado entre Molina y Espanya.

El CPLV despedirá este sábado 2019 jugando la última jornada de la primera vuelta en casa del HCC Castellón. El conjunto vallisoletano, después del descanso del pasado fin de semana, regresará a las pistas con un duelo siempre complicado ante un conjunto que lleva varias temporadas luchando con los mejores. El encuentro, que se disputará en el Pabellón Gaeta Huguet, arrancará a las 19.15 horas, justo después del duelo que medirá a los filiales de ambos conjuntos desde las 17.15 horas.

 

Ángel Ruiz recupera para este encuentro a dos de sus piezas habituales en las convocatorias: Mario Díez y Adel Saber. Ambos no pudieron jugar ante Barcelona Tsunamis hace un par de semanas. Aunque pierde a sus dos norteamericanos, Kyle Novak y Jalen Krogman, y a Miguel de Saja, con lo que el técnico tendrá que cerrar la citación en función de los jugadores del filial. El objetivo de los vallisoletanos es traerse los tres puntos y esperar a ver lo que pasa en el Molina-Espanya para ver si pueden asaltar el liderato de la Liga Elite.

 

Aunque los castellonenses no se lo van a poner nada fácil. Con muchas caras nuevas, como la del norteamericano Cody Bovee, el esloveno Marcel Lavrisa, el canadiense Ryan Johnsen además del portero finlandés Markus Piippo, que aún no ha debutado, el cuadro del Mediterráneo ha encontrado en Isaac García a su máximo goleador, con 17 tantos en los 8 encuentros jugados, siendo el segundo mejor realizador de la Liga. Por el momento ocupan la sexta plaza, con cuatro victorias y otras cuatro derrotas, ganando a domicilio a Tsunamis y Rubí; y en su feudo, a Las Rozas y Jujol.

 

“Despedimos el año con una visita siempre complicada, ante un rival que en las últimas temporadas siempre ha estado o en playoff o muy cerca de él, con lo que viajamos con cero confianzas. Además no podremos contar con tres de los jugadores habituales, con lo que la convocatoria es más corta de lo normal y tendremos que completarla con jugadores del filial”, analizaba el entrenador de los vallisoletanos, Ángel Ruiz.

 

Al rival hay que añadir el hándicap de una pista que sufrirá mejoras en breve, pero que no presenta el mejor de los estados. Y como muestra, el hecho de que esta temporada ya ha sufrido el levantamiento del pavimento en un encuentro, con una grave lesión de un jugador.

 

Un par de horas antes saltarán al mismo escenario los filiales de la Liga Oro masculina. El CPLV UEMC es el líder de la competición, con seis victorias en los mismos encuentros, mientras que el Castellón B es colista, con un solo punto.