El consejero de Sanidad le recuerda al Gobierno que el gasto en hepatitis no debe computar como déficit

Concentracion frente a la Consejeria de Sanidad  .DANI RODRIGUEZ.

Antonio María Sáez Aguado, ha lamentado que el Ministerio "olvide su compromiso" de que el gasto que las comunidades autónomas asumirían para el tratamiento de los enfermos de hepatitis.

El consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, ha lamentado que el Ministerio "olvide su compromiso" de que el gasto que las comunidades autónomas asumirían para el tratamiento de los enfermos de hepatitis, tal como las obliga el plan estatal, no computaría como déficit, por lo que ha opinado que "no es razonable que el mismo Gobierno obligue a cumplir con el objetivo de déficit y a la vez obligue a generar más gasto".

  

En declaraciones recogidas por Europa Press, Sáez Aguado ha recordado que Castilla y León ha gastado en 2015 70 millones de euros más que el año anterior en tratamientos para hepatitis para costear los nuevos fármacos, los cuales se han aplicado, a su juicio, de forma "razonable", pues se han superado ya los 1.300 casos con nuevos medicamentos, mientras que cuando se cumpla un año de la aprobación del plan estatal se espera sobrepasar los 1.700.

  

El consejero ha reiterado que, en esta cuestión, "no habido restricción de costes" a la hora de prescribir los tratamientos y ha subrayado que Castilla y León "fue la primera comunidad que incorporó las plataformas de afectados a su comisión de seguimiento".

  

En cuanto a las actuales reclamaciones sobre tratamientos de estas plataformas, Sáez Aguado ha explicado que se centran en la atención a población penitenciara, por lo que considera que dicha petición "indica que los enfermos en libertad son atendidos de forma correcta".

 

La Plataforma de Hepatitis ha vuelto a concentrarse este martes a las puertas de la Consejería de Sanidad.