El Clínico de Valladolid precisa la construcción de un nuevo búnker para sus unidades satélite de radioterapia
Tribuna mini Saltar publicidad
Banner va ciudad pro%cc%81xima 800x800 tribuna file
Cyl dots mini

El Clínico de Valladolid precisa la construcción de un nuevo búnker para sus unidades satélite de radioterapia

Imagen del Hospital Clínico de Valladolid.

El servicio se prestará en las provincias de Palencia y Segovia.

El Hospital de Burgos necesita actualizar un equipo y el Clínico de Valladolid probablemente la construcción de un nuevo búnker para la puesta en marcha de unidades satélite de radioterapia que darán servicio en el primer caso a Soria y en el segundo a Palencia y Segovia.

 

Así lo ha afirmado este miércoles el consejero de Sanidad de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, quien ha explicado que estas unidades se pondrán en marcha progresivamente después de dar a conocer este martes que la primera de ellas se prevé poner en funcionamiento el próximo año en Ávila, un anuncio que ha negado que sea "electoralista" como critican los socialistas por no llegar a tiempo ni al periodo preelectoral.

 

Sáez Aguado ha explicado que el próximo año comenzarán los trámites para la unidad de Ávila con el fin de que puedan comenzar las obras a lo largo del ejercicio, para lo que ha asegurado que habrá fondos, haya o no presupuestos de la Comunidad, dado que en caso de prórroga las modificaciones son algo "habitual".

 

El consejero, que ha recordado que hay cinco hospitales con servicio propio de radioterapia, ha recordado que para la puesta en marcha de las unidades satélite los expertos recomiendan actualizar las tecnologías, algo que se ya se ha podido hacer en Salamanca y que se encuentra en proceso en otras provincias.

 

Además, ha destacado la ayuda que ha supuesto la donación de 18,2 millones de euros de la Fundación Amancio Ortega para la adquisición de este tipo de tecnología para tratar el cáncer, lo que ha permitido avanzar en los plazos con los que trabajaban los expertos.

 

PROGRESIVA IMPLANTACIÓN

 

En este contexto, ha aclarado que hace tiempo que un grupo de expertos trabaja en cómo definir estas unidades y lo fundamental es mejorar primero los equipamientos de los hospitales, donde los tratamientos están dando muy buenos resultados.

 

Así, los plazos dependen de las actualizaciones y, en el caso de Ávila, hay que llevar a cabo obras para la adaptación que incluyen la construcción de un búnker y un área de oncología radioterápica, lo que supone una superficie inicial de 1.200 metros cuadrados.

 

De esta forma, el 85 por ciento de los pacientes que reciben radioterapia en la provincia podrán hacerlo allí, mientras que el 15 por ciento restante tendrá que trasladarse a Salamanca porque son más complejos, pediátricos, etcétera.

 

Ahora se trabaja para actualizar un equipo en Burgos para contar con nuevas tecnologías y prestaciones, mientras que en Valladolid sería precisa la construcción de un nuevo búnker.

 

El consejero ha explicado que ahora se está trabajando en esta materia, en mejorar los equipos de las unidades que son de referencia para después instalar las satélite, ya que primero hay que consolidar las de los hospitales, que dan buenos resultados. Sáez Aguado ha indicado que luego se podrá solucionar el problema de la "incomodidad" que producen los desplazamientos, de lo que se quejan los pacientes, algo que comprende.