El centro Benito Menni pone en marcha el servicio de rehabilitación visual gracias a la donación de la Fundación Banco Santander
Cyl dots mini

El centro Benito Menni pone en marcha el servicio de rehabilitación visual gracias a la donación de la Fundación Banco Santander

Francisco Javier Martín,  Verónica Estrada y Fernando Prior.

En el 50% de los pacientes con lesiones cerebrales cuentan con alteraciones visuales. 

El Centro Hospitalario Benito Menni ya cuenta con el Servicio de Rehabilitación Visual dentro de la Unidad de Daño Cerebral gracias a la subvención de 5.000 euros otorgada por la Fundación Banco Santander. El objetivo es que las personas que sufren alteraciones visuales tras una lesión cerebral puedan recibir un tratamiento, favoreciendo una recuperación exitosa y un aumento de su autonomía personal.


 
Con esta donación, vinculada al programa trimestral de acción social Santander Ayuda, que en esta ocasión estaba orientado a “Discapacidad, salud y envejecimiento”, se han podido adquirir los más de un centenar de instrumentos, dispositivos y software especializado que permitirán una mejora en la calidad de vida de estas personas. 


 
Este servicio está dirigido a personas con patologías neurológicas que sufran alteraciones visuales o visuo-perceptivos; parálisis cerebral infantil, traumatismos cráneo encefálicos, tumores del sistema nervioso central y accidentes cerebro-vasculares, entre otros. El centro hospitalario Benito Menni también atenderá a personas sin patologías neurológicas, pero que tengan problemas visuales o del desarrollo, como disfunciones del sistema visual, dificultades en el aprendizaje (TDAH, problemas de lecto-escritura, alteraciones perceptivas, dificultades de lateralidad y direccionalidad...) y problemas posturales y del equilibrio.


 
Además, se ofrece a las personas que están ingresadas en el centro la posibilidad de hacerse un estudio de agudeza visual y, si es necesario, se les facilita la adquisición de las gafas.


 
Servicio vanguardista


 
En la actualidad, son muy escasos los centros de neurorrehabilitación que disponen de un área de rehabilitación visual dentro sus equipos multidisciplinares, tanto en fase de ingreso como ambulatoria. No obstante, según la coordinadora de la Unidad de Daño Cerebral, María Eugenia Díaz-Emparanza, este servicio es fundamental porque “un 50% de los pacientes con lesiones cerebrales sufren alteraciones visuales”. 


 
Entre las más comunes se encuentran las disfunciones oculomotoras (limitaciones de la mirada, movimientos involuntarios de los ojos o velocidad y calidad de los seguimientos), disfunciones en procesamiento de la percepción, disfunción binocular (estrabismo, ojo vago, parálisis/paresia muscular…) y problemas visuo-espaciales. 


 
En este sentido, Díaz-Emparanza explica que “hay pacientes con el plano de horizontalidad de la visión alterado y para ver recto tienen que torcerse, aunque puede parecer un problema físico es ocasionado por una afección de la visión originada por un trastorno cerebral”. Otras alteraciones son la dificultad para seguir un objeto en movimiento o el estrabismo, detalla.  


 
Un diagnóstico temprano de los problemas de daño cerebral, incluidos los visuales, puede ser clave para la recuperación completa de la patología. Además, acelera el proceso de rehabilitación y recuperación tanto a nivel funcional (desde las áreas más básicas como alimentación, vestido, higiene personal... hasta las avanzadas como la conducción o el trabajo) y cognitivo (tareas de aprendizaje, lectoescritura, comunicación…) como a nivel motor (alteraciones posturales y del equilibrio.


 
Acciones conjuntas


 
El Centro Hospitalario Benito Menni y la Fundación Banco Santander han colaborado en diversos proyectos conjuntos en beneficio de la sociedad de Valladolid y, en especial, de los pacientes con problemas de salud mental. Entre ellos, destaca la tradicional Legua Solidaria por el Daño Cerebral Adquirido.


 
Programa Santander Ayuda


 
Fundación Banco Santander desarrolla el Programa Santander Ayuda con el objetivo de apoyar a entidades sin ánimo de lucro en la puesta en marcha de proyectos sociales que persigan mejorar la calidad de vida de personas en situación de vulnerabilidad. Santander Ayuda celebra cuatro convocatorias al año: “Pobreza y exclusión social” de diciembre a enero, “Discapacidad, salud y envejecimiento” en el mes de marzo, “Pobreza y exclusión social” en mayo y “Discapacidad, salud y envejecimiento” en septiembre.


 
En representación de Banco Santander, su Director Territorial en Castilla y León, Javier Martin Clavo se ha acercado a conocer de primera mano el destino de esta ayuda en el Centro Hospitalario Benito Menni.