El Ayuntamiento sustituye el programa 'Compartiendo en Verano' con becas para alimentación y campamentos

Imagen de archivo de un comedor escolar

Se modifica el planteamiento del programa con el que propiciaba una alimentación adecuada a 150 niños en los días laborables de los meses de julio y agosto por becas para compra de alimentación

El Ayuntamiento de Valladolid se ha visto obligado a modificar el planteamiento del programa 'Compartiendo en Verano' con el que propiciaba una alimentación adecuada a 150 niños en los días laborables de los meses de julio y agosto y este año lo sustituirá por becas para compra de alimentación y para participar en campamentos o actividades de verano en la ciudad.

 

Así lo ha explicado este martes a Europa Press la concejal de Educación, Juventud, Infancia e Igualdad, María Victoria Soto, que ha explicado que el Ayuntamiento ya había sacado los pliegos del contrato antes de la declaración del estado de alarma, pero debido a las limitaciones obligadas por la situación sanitaria tuvieron que anular los trámites.

 

"Pero tenemos que dar de comer a los niños con necesidades y reforzar la parte educativa", ha recalcado Soto, que ha apuntado que el apartado de la alimentación se llevará a cabo con cheques de 150 euros al mes durante julio y agosto para 150 alumnos en situación de necesidad, "en las mismas condiciones" que se ha hecho en los últimos meses para los alumnos con becas de comedor de la educación pública.

 

En el caso de la educación y las actividades lúdicas, el Ayuntamiento también plantea unas becas para que estos pequeños puedan apuntarse a campamentos de verano de la programación del Ayuntamiento, o a otras actividades de organizaciones que se desarrollan en espacios cedidos por el Consistorio. Los niños podrán apuntarse con una beca que les ayudará a que puedan hacerlo "prácticamente sin coste".

 

En el caso de los cheques de alimentación, según ha explicado Soto, serán los CEAS los que emitan informes sobre los niños de familias en situación con necesidad para el acceso a esta ayuda, y en principio serían los mismos que han estado beneficiándose del programa puesto en marcha en el mes de abril para los titulares de becas de comedor.

 

Este programa, puesto en marcha por primera vez en julio de 2015, a las pocas semanas de la llegada al Ayuntamiento del equipo de Gobierno formado por PSOE y Valladolid Toma la Palabra, se ha celebrado durante los últimos cinco años y en la edición de 2019 atendió a 150 niños en los comedores escolares de los colegios Antonio Allúe Morer, María Teresa Íñigo de Toro, Gonzalo de Berceo en Rondilla, y Miguel Hernández.

 

En cualquier caso, la edil socialista ha destacado que este verano habrá actividades "de todo tipo" en los campamentos, colegios y otros centros de la ciudad para las familias y niños que lo necesitan, y el objetivo del equipo de Gobierno será que "ningún niño se quede fuera".