El Ayuntamiento decidirá en 2021 el destino del kiosco de la plaza del Caño Argales
Cyl dots mini

El Ayuntamiento decidirá en 2021 el destino del kiosco de la plaza del Caño Argales

Óscar Puente visitando las obras del Caño Argales.

El concejal de Movilidad y Espacio Urbano del Ayuntamiento de Valladolid, Luis Vélez, ha comentado que espera que en 2021 se decida el destino del antiguo kiosco que se situaba en la plaza del Caño Argales.

Vélez, acompañado por el alcalde de la ciudad, Óscar Puente, la concejal de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible, María Sánchez, y representantes de la Asociación Vecinal 'Caño Argales' han visitado este miércoles la plaza, situada en la zona centro de la ciudad.

 

En ella se han llevado a cabo en los últimos meses las obras para "humanizar" el espacio peatonal, para lo que se han creado nuevas zonas estanciales, un área de juegos infantiles, se ha instalado una marquesina para la parada de autobús y se han eliminado las diferencias de nivel en la superficie.

 

La obra implicó la retirada del lugar de un antiguo kiosco, con estructura metálica, que se encontraba sin uso desde hace años y fue trasladado a dependencias municipales para que próximamente se aborde su rehabilitación. El destino del mismo se "despejará", según el concejal de Movilidad y Espacio Urbano, el próximo año.

 

"Todo se ha dejado preparado para poderle instalar aquí", ha precisado Vélez, mientras los representantes vecinales han expresado el deseo de que pueda tener algún uso para los vecinos de la zona.

 

El grueso de la obra, iniciada a principios de mayo de este año, se llevó a cabo durante los meses de primavera y verano y en agosto la plaza ya era accesible para peatones, si bien las plantaciones y la instalación de parte del mobiliario se han llevado a cabo durante otoño. De hecho, el nuevo parque infantil se ha concluido hace unas semanas.

 

El alcalde ha recordado que eran unas obras "muy reclamadas por los vecinos" y acabaron incluidas en los Presupuestos Participativos de 2018, por lo que el alcalde ha reconocido que el Ayuntamiento ha "tardado" en afrontar la obra pero finalmente "es una realidad".

 

Puente ha añadido que se trataba de una plaza "muy dura", que en opinión del Ayuntamiento "estaba poco utilizada" y el equipo de Gobierno consideraba que "se podía utilizar mucho mejor", algo que considera que se ha logrado ya que ahora es un espacio "más amable", con más bancos y de mayor altura para que sean más cómodos para las personas mayores y con unos juegos infantiles "novedosos", según ha apuntado la edil de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible.

 

El coste de la reurbanización se estimó mayor de lo aprobado en Presupuestos Participativos, puesto que se ha ido más allá de lo que se solicitaba, como por ejemplo la renovación de las redes de saneamiento y abastecimiento, así como el establecimiento de itinerarios peatonales más accesibles.

 

Finalmente la obra en las redes subterráneas no implicó desviación de las mismas, por lo que la inversión total realizada es de 176.300 euros, de los cuales 134.400 euros han corrido a cargo del Área de Movilidad y Espacio Urbano (Contratos de Conservación de las Vías Públicas y del Alumbrado, así como medios propios de Centro de Conservación de la Vía Pública), y 41.900 euros a cargo del Área de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible (Aquavall y contratos del Servicio de Parques y Jardines).

 

TRABAJOS PREVIOS


Para el diseño de la obra, trabajo que comenzó durante el final del anterior mandato municipal, cuando el Servicio de Espacio Público formaba parte de la Concejalía de Urbanismo de Manuel Saravia, se mantuvieron reuniones con las asociaciones de vecinos, especialmente con la Asociación Vecinal 'Caño Argales', con el fin de enriquecer el resultado final de la intervención que finalmente se ha ejecutado.

 

Adicionalmente, los propios Servicios municipales revisaron y detectaron otras necesidades de mejora en las redes de alumbrado, abastecimiento y saneamiento, que se incorporaron al proyecto, así como la sustitución de la marquesina de la parada de autobús que ya se realizó unos meses antes.

 

Con todo ello confeccionó una propuesta de reforma de la Plaza para ser acometida principalmente por la Concejalía de Movilidad y Espacio Urbano a través del Servicio de Espacio Público e Infraestructuras, con cargo a medios propios y al Contrato de Conservación de las Vías Públicas y del Alumbrado Público, así como por la Concejalía de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible a través de Aquavall y el Servicio de Parques y Jardines.

 

En resumen, las obras han consistido, en primer lugar, en la renovación de la red de abastecimiento, totalmente obsoleta, la reconexión de la red de saneamiento en la calle Panaderos, muy dañada por las raíces de los árboles, la renovación completa de la red de alumbrado con incorporación de nuevas luminarias y una red de riego para las nuevas zonas verdes.

 

En cuanto a la pavimentación, se ha reparado completamente la acera existente junto a las fachadas, de grandes losas de granito, y se ha construido una nueva acera perimetral de 2,40 metros de anchura media, de losas nuevas de granito y perfectamente accesible sustituyendo al adoquinado previo mucho más incómodo.

 

También se han rehecho al completo los rebajes de los pasos de peatones con el correspondiente pavimento táctil que marca la normativa de accesibilidad, se ha sustituido el adoquín de granito en dos grandes zonas por pavimento drenante, una de ellas recogiendo todo el espacio arbolado, y se incorpora una zona de pavimento flexible de caucho para la posterior instalación de juegos infantiles.

 

Referente al mobiliario urbano, la principal mejora es la instalación de nuevos bancos de madera mucho más cómodos, así como la renovación de las vallas de contención peatonal y las papeleras.

 

Asimismo junto con la eliminación de la marquesina obsoleta de la parada de autobús (ya sustituida unos meses antes del inicio de la reurbanización), se ha eliminado el antiguo quiosco de prensa --más moderno que el templete histórico--, abandonado desde hace también muchos años, "en estado peligroso y difícilmente recuperable".

 

VEGETACIÓN


Por último y referido a las zonas verdes, se ha dotado de vegetación a la zona central de la Plaza mediante setos de arbustos, parterres de flores de temporada y plantas tapizantes. Asimismo, en esta zona central se han incorporado tres grandes alcorques para otros tantos árboles de sombra de gran porte.

 

Se mantienen los plátanos junto a la calle Panaderos, rodeados como se ha indicado de pavimento drenante y más flexible para admitir el empuje de las raíces, y los aligustres junto a la calle Dos de Mayo, incluyendo en este caso un parterre de arbustos para separación con la calzada.

Noticias relacionadas