El Ayuntamiento de Valladolid desestima recursos contra la ubicación de Pingüinos

Mercedes Cantalapiedra, concejal del Ayuntamiento de Valladolid. BORIS GARCÍA

Así lo ha explicado Mercedes Cantalapiedra por considerar el informe de Urbanismo que se puede celebrar la cita invernal, porque la prohibición existente afecta al suelo rústico de protección pero no al acceso.

El Ayuntamiento de Valladolid ha desestimado los recursos interpuestos por la Asociación Cultural 'Ciudad Sostenible' y Ecologistas en Acción contra la celebración de la concentración motera 'Pingüinos' en la zona de la Hípica y la parcela de Pinar anexa a esta ubicación.

 

Así lo ha destacado este viernes la concejal de Cultura, Comercio y Turismo, Mercedes Cantalapiedra, tras puntualizar que la mesa de contratación de las obras que se llevarán a cabo en la antigua Hípica se ha pospuesto hasta el lunes que viene por un problema personal del técnico que debía de estar presente.

 

En este marco, la concejal ha anunciado que se han desestimado los recursos de la Asociación Cultural 'Ciudad Sostenible' y Ecologistas en Acción por considerar el informe de Urbanismo que se puede celebrar la cita invernal porque la prohibición existente afecta al suelo rústico de protección pero no al acceso.

 

Por su parte, el informe de la Junta es "tremendamente favorable" a la celebración de la concentración porque contempla todas las opciones, incluso la realización de hogueras, por ser espacio de menor protección que el de Puente Duero y da "luz verde" a todo, según la concejal, quien ha insistido en que la cita motera podría celebrarse de no existir la "amenaza continua" de recurso.

 

Cantalapiedra ha aplaudido el hecho de que los técnicos de Urbanismo vayan a firmar el informe que permite la celebración de la cita en los terrenos de la Hípica pese a las "amenazas" que han recibido de ser llevados a la vía penal, lo que son "palabras mayores".

 

"Es un juego sucio", ha insistido antes de recordar que el Club Turismoto, organizador de la concentración, no se va a arriesgar a celebrar esta edición ante la amenaza de suspensión. "Todos hemos hecho nuestros deberes menos algunos que siguen con amenazas", ha concluido.