El Ayuntamiento de Simancas aprueba el nuevo convenio de depuración de aguas con Valladolid

Plaza Mayor de Simancas.

Se reducen los gastos de depuración un 60 por ciento y el emisario de aguas residuales ya se encuentra funcionando en pruebas.

El pleno del Ayuntamiento de Simancas, celebrado este jueves ha dado luz verde, con carácter definitivo al nuevo convenio que regulará económica y jurídicamente la relación con Valladolid para la gestión de las aguas residuales.

 

El convenio, que afecta igualmente a los municipios de Laguna de Duero, Zaratán, Cistérniga y Arroyo de la Encomienda será firmado en breve.

 

En palabras de Alberto Plaza, este es “un gran paso en la gestión medioambiental de las aguas residuales, es un punto de inflexión para recuperar la calidad del agua del Pisuerga y supone un ejemplo de colaboración interadministrativa muy importante, tanto con la Junta de Castilla y León para la construcción del emisario de impulsión del agua residual hasta la Edar, como con el Ayuntamiento de Valladolid, para buscar la mayor eficacia en la gestión”

 

Por un lado, la Junta invirtió algo más de dos millones y medio de euros en una infraestructura muy necesaria y por otro, el Ayuntamiento de Valladolid ha mejorado sus condiciones económicas con una reducción de un 60% de los gastos de depuración. Así se pasa de 0’301 e/m3 a 0’113 e/m3 en concepto de depuración de agua.

 

Este nuevo convenio es “el inicio del camino para reducir los gastos por agua domiciliaria en Simancas”. Según el alcalde, “uno de los factores más importantes que influyen en el precio, son los gastos de depuración, una vez que se ajusten éstos en el plazo aproximado de un año y medio, el Ayuntamiento podrá modificar la ordenanza a la baja para ajustar verdaderamente los gastos reales”

 

El alcalde de Simancas agradece a la Junta de Castilla y León su importante participación para la construcción del Emisario hasta la Edar y al Ayuntamiento de Valladolid su receptividad para crear un nuevo marco normativo, económico y medioambiental con los municipios del Alfoz.

 

Fue en el marco de la CUVA donde surgió la necesidad de constituir una comisión específica para mejorar las condiciones del uso del agua entre los municipios limítrofes: “Es importante para todos con la prestación conjunta de una infraestructura, como es la Edar de Valladolid, ojala podamos decir lo mismo del anillo verde con la construcción del carril bici desde el Pichón hasta Valladolid o con la mejora de las marquesinas de Auvasa” ha apostillado el alcalde de Simancas.