El Atlético Valladolid, a reencontrarse con el triunfo en Huerta del Rey ante el Quabit Guadalajara

Los gladiadores azules siguen sin ganar en casa desde diciembre y este sábado ante el Quabit Guadalajara (20.00 horas) buscan romper esa racha.

El Recoletas Atlético Valladolid recibe al Quabit Guadalajara en Huerta del Rey este sábado 31 de marzo a las 20.00 horas. Un partido de la 24ª jornada de la Liga Asobal en el que los gladiadores azules tratarán de volver a ganar un partido en casa después de cuatro derrotas consecutivas en liga en Huerta del Rey.

 

El equipo vallisoletano no gana en Huerta del Rey desde el 9 de diciembre, cuando se impuso al Ángel Ximénez Avia Puente Genil por 31-25. Desde entonces acumula cuatro derrotas consecutivas en casaante BM Logroño La Rioja, Fraikin BM Granollers, LIberbank Ciudad Encantada y FC Barcelona Lassa. Los de David Pisonero, sin embargo, han sumado tres victorias seguidas fuera de casa lo que le ha permitido mantenerse en mitad de la tabla sin problemas.

 

El Recoletas Atlético Valladolid afronta este encuentro tras su última victoria ante el MMT Seguros Zamora, con buenas sensaciones en su juego y con la baja de nuevo de Roberto Turrado, aún en recuperación de su lesión muscular.

 

Será un partido especial para el guardameta Javi Díaz, que cumplirá en este choque su encuentro número 500 en la Liga Asobal. El portero del Recoletas Atlético Valladolid estará arropado por sus compañeros y por la afición en este choque.

 

Por su parte, el Quabit Guadajara dirigido por César Montes es sexto en la clasificación con 27 puntos. Los de Castilla La Mancha se han descolgado un poco de la parte alta de la tabla después de firmar una primera vuelta espectacular en la que acabó segundo con muy buenos resultados. Una primera vuelta que incluye un empate con el FC Barcelona en diciembre que rompió la racha de 133 victorias consecutivas del equipo catalán.

 

El entrenador del Recoletas Atlético Valladolid, David Pisonero, ya advirtió esta semana de la peligrosidad del Quabit Guadalajara. “De los partidos que tenemos aquí en casa en lo que nos queda de segunda vuelta este es el que peor nos va, por el tipo de juego del rival”, dijo el técnico de los gladiadores azules. “Además, el Quabit Guadalajara está a un nivel excepcional, su forma de juego no nos va bien, tiene un juego cercano que nos va a exigir cambiar cosas a nivel defensivo. Es el partido con más incertidumbre de los que vamos a jugar en Huerta”.

 

Sin embargo, el buen juego del Recoletas Atlético Valladolid en las últimas jornadas invita al optimismo en este encuentro ante un rival, el Quabit Guadalajara, que atraviesa su peor racha de la temporada con tres derrotas y un empate en las últimas cuatro jornadas. Los de Castilla La Mancha han perdido en marzo ante Puente Genil (29-23), Ademar León (31-24) y BM Logroño La Rioja (29-30) y empataron ante el BM Benidorm (25-25).

 

La plantilla del Quabit Guadalajara cuenta con el máximo goleador de la Liga Asobal, Chema Márquez, con 157 goles, y con el portero menos goleado de la competición, José Javier Hombrados (289 paradas).

 

Así, el ataque de los de César Montes pasa principalmente por las manos del central Chema Márquez, su arma más peligrosa por su capacidad anotadora, pero también destacan otros jugadores como el pivote Javier García (80 goles), el central Víctor Vigo (65), Víctor Montoya (64), el extremo izquierdo Javier Parra (52), el extremo derecho Ignacio Moya (51), el lateral izquierdo argentino Agustín Vidal (49) y el extremo brasileño Lucas Benedito (48).

 

En defensa destaca la figura de su veterano guardameta José Javier Hombrados, que a sus 46 años continúa siendo un referente y uno de los hombres clave en el juego del Quabit Guadalajara.

 

Sobre el Quabit Guadalajara, el entrenador de los gladiadores azules, David Pisonero, comentó: “Me preocupa su primera línea, con Chema Márquez y Víctor Vigo. Márquez marca el ritmo de juego y Vigo genera acciones de la nada. Nos preocupa su conexión, ya que a partir de ellos generan todo su juego. También cuentan con una excelente continuidad que tendremos que parar como sea, incluso retocando nuestro sistema defensivo. Hemos defendido 6-0 siempre, siempre variando cosas en cada partido, y en este caso tendremos que retocar mucho más durante el partido. No renunciaremos a nuestra esencia defensiva, de no quedarnos abajo y recepcionar arriba, pero esta vez tendremos que hacerlo más arriba”.