El alcalde de Valladolid firma la adhesión de la Red de Ciudades Saludables al Consenso de Shangai

El alcalde de Valladolid, Óscar Puente, durante su intervención en Segovia.

Óscar Puente ha participado en Segovia como presidente de la Red Española de Ciudades Saludables junto al Ministerio de Sanidad. 

El Consenso de Shanghai reunió a más de 100 alcaldes de todo el mundo en noviembre de 2016 en esta ciudad china en torno al fomento de la salud y el desarrollo urbanos, y sobre la idea de que el papel y la labor de las ciudades en pro de la salud y el bienestar es fundamental para el desarrollo sostenible, según informa el Consistorio a través de un comunicado remitido a Europa Press.

 

Puente rubricó este acuerdo en el marco del X Congreso de la RECS, entidad de la que forman parte 190 entidades locales que agrupan a cerca de 20 millones de habitantes. La RECS nació en octubre de 1986 en Barcelona, de la reunión de representantes de veintiuna ciudades con el objetivo de debatir en torno a la promoción de la salud y el bienestar de los ciudadanos, especialmente en áreas urbanas.

 

Sus retos eran establecer canales de intercambio de información sobre promoción de la salud entre los municipios participantes, desarrollar "modelos de buena práctica" en el campo de la promoción de la salud a nivel comunitario, formular propuestas de investigación para la evaluación de la efectividad de las estrategias de promoción de la salud y de las actividades desarrolladas a nivel local y fomentar relaciones con otras redes nacionales y con el proyecto Europeo de Ciudades Saludables, detalla el comunicado.

 

Treinta años después, forman parte de la Red Española de Ciudades Saludables 190 entidades locales que representan a cerca de 20 millones de habitantes y que continúan trabajando en torno a esas mismas cuestiones con la perspectiva y la experiencia acumulada durante estos años.

 

Según ha señalado Puente en su intervención en el Congreso, la prevención del suicidio, las necesidades de los cuidadores y cuidadoras de las personas con Alzheimer, la promoción de la salud en la población gitana o en el colectivo de personas con discapacidad intelectual, cuya incidencia en la población es tan grande como su invisibilidad, "deben formar parte" también de los "planes de actuación" de los ayuntamientos.

 

Los ayuntamientos, recoge el comunicado, son las instituciones que responden con "más flexibilidad" a los retos de una administración moderna, ya que su actividad es la "más cercana" a los ciudadanos, pero para que las políticas que se realizan en esta materia sean "eficaces", resulta esencial que se "potencie" la coordinación con otras administraciones con competencias en temas relacionados con la salud.

 

Así, en su opinión, esta cuestión es de "gran importancia" para abordar aspectos que superan el ámbito de decisión del gobierno municipal y en este sentido, ha puntualizado, "la colaboración y trabajo conjunto" con el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad se encuentra cada día "más consolidada", y viene aportando a la Red Española de Ciudades Saludables un "valor añadido" que no se puede olvidar.

 

Puente ha destacado la implementación local de la Estrategia de Promoción de la Salud y Prevención en el Sistema Nacional de Salud, o la convocatoria anual de ayudas a Entidades Locales entre las cuestiones más importantes que conjuntamente con el Ministerio impulsa la RECS cada año.

 

El alcalde de Valladolid ha recordado que desde su puesta en marcha en 2013, la Estrategia, que ha venido actuando sobre los distintos grupos de edad, está encaminada a "fomentar" la salud y el bienestar de la población a través de estilos de vida más saludables, aunar los esfuerzos, "a todos los niveles", de sectores y actores implicados orientados a "fomentar" el cambio de estilos de vida.

 

Puente ha hecho referencia también a los elevados niveles de ozono que se han registrado en los últimos meses en la Comunidad. En este sentido, ha recordado que las políticas de movilidad sostenibles son "claves" y ha puesto como ejemplo a Valladolid, donde se ha tenido que cerrar el tráfico durante "cinco días", y, al margen de políticas "específicas", ha recordado que hay que "apostar" por una movilidad peatonal, ciclista, y "pensar más" en las personas y en los automóviles "limpios".