Detienen a un hombre de 39 años que dejó inconsciente a otra tras propinarle una paliza en un bar de Arroyo

Los hechos ocurrieron la noche del 28 de enero de 2019 en la que el ahora detenido agredió a la victima, de 56 años, que tuvo que ser atendida por personal sanitario en el lugar de los hechos y posteriormente trasladado al Centro Hospitalario Río Hortega de Valladolid.

La Guardia Civil de Valladolid ha detenido a un varón con iniciales R.M.C, de 39 años y vecino de la capital, como supuesto autor de un delito de lesiones graves y amenazas sobre otro en un establecimiento hostelero público en localidad de Arroyo de la Encomienda, según informaron a Europa Press fuentes del Instituto Armado.

 

Los hechos ocurrieron la noche del 28 de enero de 2019 en la que el ahora detenido agredió a la victima, de 56 años, que tuvo que ser atendida por personal sanitario en el lugar de los hechos y posteriormente trasladado al Centro Hospitalario Río Hortega de Valladolid.

 

Mientras se encontraban dentro del establecimiento hostelero, comenzó una discusión en la que el autor, en un principio, amenazó verbalmente a la victima y posteriormente empezó a agredirla físicamente.

 

Así, la arrastró hacia la salida del bar mientras le propinaba fuertes golpes en la cabeza, golpeándole en uno de ellos contra la puerta, lo que le produjo una herida grave. La víctima perdió el conocimiento y comenzó a sangrar profusamente, hechos que no hicieron cesar al agresor de su actitud, por lo que tuvo que ser separado por clientela del bar.

 

La Guardia Civil, en colaboración con agentes de la Policía Local de Arroyo de la Encomienda, dio inicio a las investigaciones para la localización del posible autor, un hombre joven, atlético y con residencia en Valladolid.

 

Una vez identificado el supuesto autor, resultó ser un joven con antecedentes policiales por hechos similares, por lo que fue finalmente detenido y, junto a las diligencias instruidas, puesto a disposición del juzgado de guardia.

 

Comentarios

Ciudadano 11/04/2019 13:09 #1
¡Qué animal! A la cárcel una temporada a ver si allí le bajan los humos, en las duchas.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: