Conducir borracho o drogado te puede salir por hasta 1.000 euros... o cárcel

Control Policial de alcoholemia (Foto: T. Navarro)

El 43% de los 589 conductores fallecidos y analizados por el Instituto Nacional de Toxicología tenían presencia en sangre de alcohol, drogas o psicofármacos. 

Todavía hay gente que opta por coger el coche bajo los efectos del alcohol y las drogas, pero puede ser una idea muy mala: además de quedarnos sin puntos y pagar multas de hasta 1.000 euros, podríamos terminar en la cárcel con penas de hasta cuatro años.

 

Todos conocemos los peligros que el alcohol y drogas tienen en la conducción. El 43% de los 589 conductores fallecidos y analizados por el Instituto Nacional de Toxicología tenían presencia en sangre de alcohol, drogas o psicofármacos. En Castilla y León, en el año 2016 más de 8.000 conductores dieron positivo en los controles de alcohol y otras drogas que los agentes de la ATGC realizaron en vías interurbanas.

 

Diciembre es un mes peligroso en este sentido, por las comidas de empresas, amigos y familiares, que unido a las fiestas que se celebran en Navidad, llevan a muchos conductores a bajar la guardia con el alcohol y las drogas cuando se ponen al volante.

 

 

Conducir con alcohol o drogas, puedes ir a la cárcel

El control de las tasas de intoxicación alcohólica de los conductores se realiza de acuerdo con los preceptos establecidos en el Reglamento General de Circulación, cuyo artículo 20.1 establece que ningún conductor de vehículos podrá circular con una con una proporción de alcohol en aire espirado de 0,25 miligramos por litro. Estos límites se ajustan todavía más cuando se trata de conductores noveles, con menos de dos años de antigüedad, o cuando se conduzcan vehículos destinados al transporte de viajeros, mercancías o servicios especiales; en todos estos casos los límites quedan fijados en 0,15 miligramos por litro de aire espirado.

 

La negativa a someterse a los controles de alcoholemia y drogas está tipificada como delito en el Código Penal, que prevé incluso penas de prisión por este motivo. La Ley prohíbe conducir con presencia de drogas en el organismo del conductor, quedando excluidas las sustancias que se utilicen bajo prescripción facultativa y con una finalidad terapéutica. Esta infracción está castigada con una sanción de 1.000 euros y la detracción de 6 puntos. Cuando se denota que la ingesta de alcohol o drogas ha tenido repercusión o influencia en la conducción, las denuncias se tramitan siempre por la vía penal, tal y como se recoge en el artículo 379.2 del Código Penal.

 

En cuanto al alcohol, se mantiene en 500 euros y la detracción de 4 a 6 puntos la infracción por conducir con tasas de alcohol superiores a las establecidas, Además, serán sancionados con 1.000 euros de multa aquellos conductores reincidentes, es decir, que ya hubieran sido sancionados en el año inmediatamente anterior por el mismo motivo; así como para aquellos conductores que circulen con una tasa que supere el doble de la permitida.

 

Por último, la Ley del Permiso por Puntos, de obligado cumplimiento para todos los titulares de autorizaciones para conducir, prevé la pérdida de seis puntos por circular con una tasa de alcohol superior a 0,50 miligramos por litro de aire espirado (0,30 en el caso de conductores noveles o profesionales). Si la tasa es superior a 0,25 hasta 0,50 miligramos (noveles y profesionales entre 0,15 y 0,30) el descuento es de cuatro puntos. Además, la conducción bajo los efectos de estupefacientes, psicotrópicos, estimulantes y otras sustancias de efectos análogos conlleva también la pérdida de seis puntos.

 

En definitiva, sea Nochevieja o Nochebuena, conducir tras consumir alcohol o drogas sólo sirve para poner en peligro la vida de todos.

Noticias relacionadas

Comentarios

Una cosa es seguridad y otra recaudación. 13/12/2017 12:12 #2
Cambiaron la ley para que, la multa, no se ponga por ir conduciendo bajo los efectos de, si no por que haya rastros en tu organismo. Es mas, un juez a elevado consulta, al tribunal constitucional, sobre la legalidad de este cambio, ya que la presunción de inocencia de los consumidores(que el consumo es legal), la han mandado al garete. Tu puedes conducir si te tomas una cerveza, antes de subirte al coche, pero, si fumas cannabis el sábado, te puede dar positivo el viernes siguiente. Seguridad????? NOOO!!! RECAUDACIÓN!!! Gracias que quedan jueces honrados, que se preguntan donde esta la legalidad y la igualdad. Y no se equivoquen, quien vaya conduciendo en condiciones peligrosas, que le caiga un buen palo, pero, a quien se paso un finde alocado, o lo usa de forma terapéutica, no le pueden multar por haber consumido unos días antes.
Sufridor 12/12/2017 08:44 #1
La multa muy barata la veo, por el riesgo que supone de ir borracho o drogado.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: