Tribuna mini Saltar publicidad
Publicad autobus 800x800 file

Casi un centenar de miembros de la comunidad musulmana de Valladolid se concentra en rechazo al terrorismo

Los musulmanes posan con los carteles. A. MINGUEZA

Dirigieron varios mensajes a la sociedad en línea con los carteles que portaban las personas que se han concentrado, entre los que se podía leer "somos musulmanes, no terroristas", "Islam=Paz", "No en mi nombre" o "por la paz, en contra del terrorismo", entre otros.

Cerca de un centenar de miembros de la comunidad musulmana de Valladolid se ha concentrado en rechazo al terrorismo a las puertas de una de las dos mezquitas que existen actualmente en la ciudad.

 

Unas cien personas se han congregado a la puerta de la Mezquita de la Paz -ubicada en el barrio vallisoletano de Pajarillos- a las 14:30 horas, después de rezar, en una concentración en la que tanto niños como mayores -en su mayoría varones- han guardado un minuto de silencio que han roto con aplausos.

 

Posteriormente, varios miembros de la comunidad, entre ellos el imam Zaki Zayed, han dirigido varios mensajes a la sociedad en línea con los carteles que portaban las personas que se han concentrado, entre los que se podía leer "somos musulmanes, no terroristas", "Islam=Paz", "No en mi nombre" o "por la paz, en contra del terrorismo", entre otros.

 

Uno de los asistentes más jóvenes ha leído un texto en el que ha expresado su repulsa y condena "tajante" al terrorismo y a los atentados, tras lo que ha incidido en que es su "deber ético" plantar cara a estas actos "viles y cobardes".

 

En este contexto, también ha señalado que los autores de estos actos atentan contra su religión y no lo hacen por ser musulmanes sino precisamente por tener un "conocimiento nulo" de la misma.

 

El joven ha señalado que la "fuerza" está en la unión y la cohesión, sin diferenciar entre los españoles y los musulmanes, porque ellos son españoles. "Nosotros no tenemos miedo", ha añadido.

 

Otro de los miembros de la comunidad ha expresado el apoyo a las familias de las víctimas y ha expresado el rechazo a unos actos que nada tiene que ver con el Islam, que "manchan" su imagen, y han advertido del cuidado que hay que tener con los niños porque "esta gente" -en referencia a los radicales- acude a "comer la cabeza" a los más pequeños, que no conocen bien las reglas y los principios del Islam.

 

A. MINGUEZA

 

INTERVENCIONES CONTRA LA VIOLENCIA

 

La condena a los atentados se ha repetido en varios discursos, en algunos de los cuales se ha expresado la voluntad de colaborar con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para denunciar todo tipo de radicalismos y personas que actúen fuera de la ley.

 

Una de las pocas mujeres que han asistido, Ihsán, quien ha justificado la ausencia de estas por no tener obligación de acudir, entre otras razones, también ha expresado el rechazo a estos actos y ha lamentado que a veces se tengan que justificar porque erróneamente se relaciona el terrorismo con el Islam.

 

En esta línea, ha lamentado que se utilicen mal los términos tras lo que ha incidido en la necesidad de hacer "pedagogía" y ha abogado por que se dejen de poner obstáculos porque todos son iguales, ellos también son españoles y tienen que tener los mismos derechos y obligaciones.

 

Asimismo, considera que actos como los atentados les perjudican a ellos mismos, más aún cuando se juntan palabras que son "incompatibles" como terrorismo e islamista porque quien profesa el Islam es musulmán y el sufijo "ista" tiene otras connotaciones, al tiempo que ha lamentado que la gente esté mal informada.

 

Por su parte, el imam Zaki Zayed ha apostado por la paz frente a todo tipo de violencia y ha insistido en que todos los musulmanes en Valladolid -una comunidad que suma unas 3.500 personas- quieren vivir en paz, con sus hermanos y vecinos y frente al terrorismo y la barbarie abogan por el "a la vida" y "a la paz".

 

Otro de los asistentes a la concentración ha pedido colaboración de los gobiernos para "cortar la cabeza" a la "serpiente" que supone este tipo de radicalismos que, ha criticado, tienen además en las redes sociales una posibilidad de darse a conocer.

 

Asimismo, ha recordado que, según el Corán, Dios no permite matar un alma y los suicidas van directamente al infierno, por lo que ha pedido que antes de juzgar se sepan las cosas y ha señalado el "camino falso" por el que se ha llevado a los que cometen este tipo de actos terroristas.

Noticias relacionadas