Carnero le da un punto al Real Valladolid en el Pizjuán
Cyl dots mini

Carnero le da un punto al Real Valladolid en el Pizjuán

Una volea de fantasía desde la frontal permite a los blanquivioletas rascar un empate ante el Sevilla cuando se daba todo por perdido.

Punto valioso el que ha obtenido el Real Valladolid este sábado en el Sánchez-Pizjuán, en el partido de la jornada 14 y ante un Sevilla que se adelantó con un penalti en el primer acto y sufrió desde entonces las acometidas de un Pucela incisivo, dominador y con mordiente que acabó por encontrar el premio que mereció, y que incluso se quedó escaso, con un golazo de Raúl Carnero.

 

Fueron mejores los locales en el arranque. Se aproximaron los sevillanos en varias ocasiones, con disparos desde fuera del área y con acciones de estrategia en falta que siempre morían en las manos de un seguro Masip. En el 11' acarició el gol Ocampos con una vaselina que repelió el travesaño, y su presencia en campo rival fue más a medida que pasaban los minutos. Todo ello hasta el gol, en el minuto 31, en un penalti señalado por mano y que transformó el propio Ocampos.

 

A partir de ahí el partido cambió. Hasta el final del primer acto los de Sergio González fueron recuperando metros y probaron en sendas ocasiones a Bono, meta local, con disparos tímidos. Fue el inicio de una tendencia que se acrecentó tras el paso por vestuarios.

 

GOLAZO


El dominio cambió de color en Sevilla durante la segunda parte. Ya avisó Marcos André, con un taconazo que impactó en el palo, a los siete minutos de la reanudación. Los vallisoletanos inclinaron el campo a su favor y el juego se desarrollaba en las inmediaciones del área rival, salvo un pequeño paréntisis de cinco minutos en los que los sevillistas parecieron tomar un control que seguiría siendo blanquivioleta.

 

Sergio González agotó en el 73' sus cambios para lanzarse a dar la vuelta al marcador. El balón era visitante pero los centros no encontraban rematador, algo que gestionó con paciencia el equipo, consciente de que ese era el camino marcado hacia la alegría. Pudo llegar en el 77' cuando los jugadores vallisoletanos pidieron una mano dentro del área que el colegiado no consideró, y llegó finalmente diez minutos después.

 

No fue un gol más, sino uno de esos que pasados los meses se repetirán entre los mejores de la temporada. Y es que Raúl Carnero, desde la frontal del área, enganchó de primeras un balón despejado por la defensa sevillista en un saque de esquina. Lo hizo con tal maestría que el esférico se coló por la misma escuadra de Bono para dar al Real Valladolid, al menos, una mínima recompensa material al gran esfuerzo realizado.

 

Son 14 los puntos que lucen en el casillero del Pucela, después de 14 jornadas. No hay tiempo para pensar en lo sucedido ya que en solo unos días, el martes, el FC Barcelona visitará el Estadio José Zorrilla (22.00 horas) en el marco de la decimoquinta fecha de LaLiga Santander.