Cañoneros hace frente al frío y desenfunda nostalgia en el primer concierto de las Fiestas de Valladolid

Fotos: Germán Prieto Guerra
Ver album

El grupo vallisoletano derrochó energía con versiones de los himnos del pop y el rock español

El frío en las fiestas de Valladolid es un clásico. Da un poco lo mismo que sea San Mateo o San Lorenzo, que tarde o temprano una ola de frío inundará las noches vallisoletanas durante las maratonianas jornadas de celebración. En todo caso, y aunque esto haya vuelto a suceder, Cañoneros se ha convertido en la perfecta opción para dejar atrás el gélido septiembre.

 

Su fórmula es sencilla y efectiva. Como su buen nombre indica, esta banda vallisoletana lleva años dedicada a encañonar melódicamente hablando los escenarios en los que pisa de buenas versiones pop y rock. Además goza de un buen puñado de seguidores dispuestos a acompañarles y más cuando son los encargados de abrir las fiestas de su ciudad.

 

Nuevamente los vallisoletanos no faltaron a la cita del viernes por la noche y Cañoneros no hizo más que desenfundar, disparar y derrochar energía con un repaso de lo más variado a la música española de los 80 y 90 en una plaza que presentaba un buen aspecto.

 

Y con este menú, no podían faltar himnos fabricados para corear como ‘Carolina’, ‘Groenlandia’, ‘Salta’, ‘Agradecido’ o una ‘Escuela de Calor’ que deberíamos poder asistir todos para aprender a convivir con un frío en la noche del viernes que Cañoneros hizo más amable.