Bonos para incentivar el consumo en los bares y restaurantes de la provincia de Valladolid
Cyl dots mini

Bonos para incentivar el consumo en los bares y restaurantes de la provincia de Valladolid

Señoras con mascarilla en las terrazas de la calle Mayor de la localidad vallisoletana de Medina de Rioseco este verano. Miriam Chacón / ICAL .

La Diputación y la Asociación de Hosteleros trabajan para lanzar estos bonos que permitirán consumir en los establecimientos cuando estén abiertos o para pedir para llevar si se mantienen cerrados. La institución también propone ayudas para terrazas y la ventilación. 

Los establecimientos de la provincia de Valladolid contarán con unos bonos para fomentar el consumo y apoyar así al sector que se encuentra en una "crisis sin precedentes". Este sistema de bonos servirá para consumir in situ cuando los bares y restaurantes vuelvan a abrirse, pero también se plantean para servicios para llevar si se mantiene el cierre de los locales.

 

La Diputación de Valladolid y la Asociación Provincial de Hosteleros se encuentran detrás de esta nueva iniciativa que pretende ayudar al sector, que demanda ayudas para paliar su "grave situación". Así lo ha reclamado este lunes la presidenta del colectivo, María José Hernández, quien, junto a empresarios hosteleros de la provincia, se ha reunido con el presidente de la institución provincial para transmitirle las necesidades de la hostelería.

 

En su cuarta semana de cierra por las restricciones impuestas por la Junta de Castilla y León, Hernández ha demandado a la Diputación ayudas a fondo perdido, establecer un servicio de gestión para el hostelero de la provincia o facilitar el certificado digital a los mismos para que puedan realizar los trámites con mayor facilidad. Asimismo, ha solicitado la suspensión de impuestos municipales que afectan a los locales, como el IBI o los impuestos de terrazas o basuras.

 

Todo ello, ha destacado, es necesario para mantener los bares y restaurantes que dan vida a los municipios. Y es que, como ha recordado, muchas localidades de la provincia cuentan solo con un bar que "significa mucho" para los vecinos, en su mayoría de edad avanzada, ya que se trata de su "centro de reunión". "Es su lugar de comunicación", ha resaltado. 

 

Ante las peticiones de la hostelería, Conrado Íscar ha garantizado el apoyo de la institución a este sector "tan afectado" y que se encuentra en una situación de "incertidumbre" y "problemas" por los ERTE o la falta de ayudas directas. Así, ha avanzado que se prorrogarán en 2021 las ayudas vigentes enmarcadas en el Plan de Choque de la Diputación y que se abrirán nuevas líneas. 

 

Estas nuevas ayudas se enfocarán a que los establecimientos puedan adaptar su terrazas y mejorar la ventilación en los interiores. Como ha precisado el presidente, pretenden complementar a las que tramitará la Junta en este sentido.  Igualmente, la institución trabajará desde REVAL para ampliar los plazos para los impuestos. "Estamos esperando a las ayudas que va a sacar la Junta, que parece ser que es probable que las diputaciones lo gestionemos o colaboremos", ha matizado.

 

Una de las medidas más inmediatas será la de los bonos. La Diputación y la Asociación trabajan para ponerlos en marcha y fomentar así el consumo en los establecimientos. Éstos, como ha indicado Hernánez, tendrán un mínimo de gasto y se podrán entregar en los establecimientos a la hora de consumir si se permite su apertura o se plantea que sirvan también en servicios para llevar si se mantiene el cierre.

 

 

 

 

 

Noticias relacionadas