Blázquez visita el centro de Aspaym y destaca su labor con los discapacitados

Ricardo Blázquez durante su visita al centro Aspaym.

En la misma línea que el Papa Francisco, Ricardo Blázquez ha ensalzado el trabajo de los empleados de Aspaym para ayudar a los más desfavorecidos.

PAPA FRANCISCO

 

Al hilo de su discurso, monseñor ha recordado cómo al inicio de su pontificado, el Papa Francisco detuvo su comitiva durante una audiencia en El Vaticano para abrazar a una persona afectada por una enfermedad degenerativa que afectaba a su rostro y su cabeza. "Fue la imagen contemporánea del abrazo de San Francisco al leproso", ha aseverado.

 

Blázquez ha estado acompañado en todo momento por el director general de Aspaym en Castilla y León, Julio Herrero, quien ha reconocido que este centro "se queda ya pequeño", por lo que contemplan la ampliación de las estancias para atender a afectados por ictus y daño cerebral, los cuales "tienen una mayor prevalencia" en la actualidad.

 

Aspaym Castilla y León cuenta en la actualidad con más de 1.600 socios, de los cuales más de 700 en Valladolid. La residencia ubicada en esta ciudad se compone de 40 habitaciones, todas ellas individuales y con baño adaptado. Además, tiene más de 360 usuarios con diferentes patologías que acuden de forma asidua a rehabilitación en las instalaciones situadas en el número 74 de la calle Treviño.

 

Aspaym Castilla y León nació en 1992 en Valladolid, centrada en el colectivo de personas con discapacidad física, concretamente motora y de manera especial con movilidad reducida. El objeto y fin social que impulsa su actividad es la promoción de la autonomía, la igualdad de oportunidades y derechos y el aumento de la calidad de vida de las personas con discapacidad física, que les permita una plena integración social y laboral

Después de subrayar que se trata de un "centro acogedor", el cardenal ha recordado que la visita se produce tras recibir la invitación de Aspaym para conocer sus instalaciones, la cual se produjo a raíz de que varias personas con discapacidad atendidas por la asociación realizaran el pasado año varias etapas del Camino de Santiago.

 

Así, monseñor Blázquez ha visto la carta enviada por el asesor del Papa monseñor Peter Wells en la que les impartía su bendición a estos peregrinos antes de iniciar su marcha.

 

El arzobispo de Valladolid ha abogado por "trabajar desde el corazón" como, a su juicio, se hace "en este centro", circunstancia por la que ha felicitado a sus responsables ya que exhiben "una fraternidad más honda con las limitaciones". "Tenemos que estrechar las manos y el corazón", ha reclamado el prelado.

 

Por otro lado, el presidente de la Conferencia Episcopal ha destacado las "sonrisas" que ha visto en las personas atendidas por Aspaym, lo que, en su opinión, "demuestra que es posible afrontar la dificultad con ánimo".

 

Ricardo Blázquez ha aprovechado la visita para charlar con varios de los usuarios de este centro, con los que ha compartido experiencias y anécdotas, como con Pili, una bilbaína de 43 años con parálisis cerebral infantil a la que ha preguntado por la marcha en liga del Athletic Club de Bilbao, para después recordar su paso por la capital vizcaína como prelado.