Bilbao despliega su potencial y se lleva la victoria ante el Fundación Grupo Norte

El conjunto pucelano sucumbe ante la defensa de los vascos.

FICHA TÉCNICA

 

Fundación Grupo Norte – Ent. José Antonio de Castro

Stibners (10), Soria (6), Adrián Pérez (20), Prieto (4), Ruggeri (21)  –cinco inicial- Robles (0), Isa López (0), Alonso (5).

 

Bidaideak Bilbao – Ent. Esteban Nuñez

Blair (4), O’Neill (19), Asier García (21), Mouriz (11), Avendaño (2) –cinco inicial- Lorenzo (7), Jasso (13).

 

POLIDEPORTIVO: Polideportivo Pilar Fernández Valderrama

EXPULSADO: Lalo Prieto y Maxi Ruggeri, del Fundación Grupo Norte.

ÁRBITROS: Rubí,  Hernández y Labajo.

INCIDENCIAS: Encuentro correspondiente a la cuarta jornada de División de Honor.

El Fundación Grupo Norte no ha podido con un Bidaideak Bilbao que ha desplegado todas las armas con las que contaba, centradas en una gran e intensa defensa, la capacidad de dirección de Asier García y la calidad de jugadores como O’Neill, Mouriz, Jasso y el propio García quien, una vez más, fue el motor que impulsó la victoria de los vascos ante un rival que no encontró ideas para contrarrestar la fuerza visitante.

 

Y eso que los vallisoletanos comenzaron dominando el duelo, con un buen juego de inicio que les permitió establecer un parcial de 8-2, que sería un mero espejismo, puesto que los bilbaínos no tardaron en entrar en el partido y, con una seria defensa, dejaron sin opciones a los locales, que cometieron numerosos errores en los lanzamientos, lo que dejó el resultado en un 17-22 al término del primer cuarto.

 

A pesar de que Maxi Ruggeri sabía aprovechar los huecos dejados por la zaga vasca, el Bidaideak no pasaba ni un fallo de los de José Antonio de Castro, que comenzaron a entrar en un peligroso bucle de errores, faltas personales y escasa capacidad de respuesta, que dieron alas a los de Esteban Nuñez para ampliar la renta antes del descanso (35-44).

 

La salida en tromba de los vascos, tras la reanudación, hizo que se incrementara su renta hasta los quince puntos (35-50), lo que obligó al técnico del conjunto morado a solicitar un tiempo muerto pero, solo cuando dicha ventaja alcanzó los veinte puntos (38-58), los vallisoletanos comenzaron a reaccionar, de la mano de un gran Adrián Pérez y de un brillante Maxi Ruggeri, para dejar la diferencia en nueve puntos (52-61) en el tercer cuarto.

 

Dicha reacción resultaría tardía ya que, además, el Fundación Grupo Norte perdía a Lalo Prieto y a Ruggeri, por acumulación de faltas personales, mientras que Bilbao supo gestionar bien la presión para dar la puntilla en los minutos finales y dejar el resultado en el definitivo 66-77.