Argüello ve "poco fundamento" en la polémica sobre inmatriculaciones y subraya que otras entidades no pagan IBI

FOTO: David Lozano.

El obispo auxiliar asegura que la Archidiócesis vallisoletana ha solucionado de forma "pacífica" los problemas por este tema.

El obispo auxiliar de Valladolid, Luis Argüello, considera que la "polémica" sobre las inmatriculaciones de bienes de la Iglesia tiene "poco fundamento" y ha asegurado que la Archidiócesis vallisoletana ha solucionado de forma "pacífica" los problemas por este tema.

 

Así lo ha indicado Argüello este jueves en la presentación de los ingresos y gastos de 2017 de la institución eclesiástica, en un acto en el que ha estado acompañado por el ecónomo José María Conde.

 

En concreto, el obispo auxiliar ha relatado el caso de dos ermitas de Medina del Campo, para las que el Consistorio medinense presentó un título "mejor" que el que poseía la Archidiócesis, por lo que la institución las cedió "pacíficamente" al Ayuntamiento de la villa.

 

Así, ha insistido, en declaraciones recogidas por Europa Press, en que la "polémica" por las inmatriculaciones está "poco fundamentada" porque se ha cumplido la legislación.

 

Por su parte, José María Conde ha añadido que las matriculaciones realizadas en Valladolid, entre 15 y 17, se han desarrollado sobre templos de "tiempo inmemorial" y ha resaltado que la titularidad de estos bienes deriva a la Iglesia la "responsabilidad y preocupación" de cumplir con su mantenimiento, objetivos y carácter cultural y patrimonial.

 

IMPUESTOS

 

Por otro lado, Argüello ha recordado que la Iglesia no es la "única" institución que tiene exención del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) y ha asegurado que si se modifica el Acuerdo con el Estado "todos los que están bajo su paraguas" se verán afectados.

 

El obispo auxiliar ha incidido en que la conocida como "Ley del Mecenazgo" exime del IBI "no solo" a la Iglesia sino también a fundaciones o clubs deportivos, entre otros.

 

Asimismo, ha matizado que también están exentas de algunos impuestos las entidades que tienen que ver con los "cuatro pilares" del Estado de Bienestar, por lo que no se trata de "privilegios" de la institución eclesiástica.

 

En este sentido, ha subrayado que en la actual "crisis de bienestar" es "necesario" renegociar unos impuestos en el conjunto de un "pacto más grande".