Ángela de Miguel deshoja en Washington su incorporación a Ciudadanos como candidata a la Alcaldía de Valladolid

Ángela de Miguel, tercera por la derecha, en una imagen del viaje de la delegación de CECALE a Washington

La presidenta de la Confederación Vallisoletana de Empresarios ha recibido la propuesta directamente del candidato a la presidencia de la Junta por la formación naranja, Francisco Igea, pero sus numerosas dudas no se resolverán hasta su vuelta del viaje empresarial a Estados Unidos.

¿Ángela de Miguel candidata a la Alcaldía de Valladolid por Ciudadanos? El movimiento lo propició Francisco Igea, nuevo líder regional del partido naranja surgido tras un rocambolesco proceso de primarias que ahora también le apunta a él mismo, recordando cómo fue su aterrizaje en el partido. 

 

Pero es una historia que, aunque recuperada, ahora preocupa menos en el planteamiento del candidato a la Junta de Castilla y León. La revolución que generó la presencia de Silvia Clemente en el partido tras su salida rupturista del Partido Popular se llevó por delante a uno de los principales activos de Ciudadanos: Pilar Vicente no será la candidata a la Alcaldía de Valladolid, acabando de esta forma con un valor seguro por sus cuatro años de trabajo constante como portavoz en el Ayuntamiento de Valladolid y, también, en la Diputación Provincial.

 

Pilar Vicente se ha marchado porque no cree en el modelo de partido que diseña Francisco Igea y a Ciudadanos no le ha quedado más remedio que buscar una alternativa que, al menos, tenga el rasgo de la visualización inmediata. Ese es el caso de Ángela de Miguel, acutal presidenta de la Confederación Vallisoletana de Empresarios (CVE), que deshoja en estos días la margarita entregada por un Igea esperanzado en que De Miguel le resuelva un problema importante.

 

Ángela de Miguel se encuentra hasta este jueves en Washington, dentro de una delegación de representantes empresariales con el consejero de Empleo de la Junta de Castilla y León, Carlos Fernández Carriedo, y el presidente de CECALE, Santiago Aparicio, entre otros componentes de la misma. Allí, muchos de sus compañeros de viaje le han preguntado por esta posibilidad del salto a la política, pero su respuesta ha sido la misma: aún no lo tiene decidido.

 

No puede tardar mucho en asumir una decisión de tanto calibre. Ciudadanos necesita recomponer las costuras de un partido que ahora vive un periodo convulso por los cambios y Francisco Igea piensa que Ángela de Miguel puede suponer un revulsivo que le permita a su partido conseguir buenos resultados en las elecciones municipales de Valladolid. Si la respuesta es positiva, debería presentar su dimisión como presidenta de la CVE y la organización se vería oblilgada a abrir un nuevo periodo electoral, para lo que cuenta con un plazo de tiempo de tres meses.

 

De Miguel está valorando los diferentes efectos de su decisión, entre ellos el profesional pues la presidenta de la CVE dirige un despacho de abogados al que debería renunciar para centrarse de manera exclusiva en su candidatura a la Alcaldía de Valladolid y su más que posible posterior presencia en el Pleno Municipal en función de la representatividad que logre el partido.

Noticias relacionadas