Aclad atendió en su Centro de Emergencia Social a 148 personas en Valladolid en 2017

El Centro de Emergencia Social de Aclad en Valladolid, asistió a lo largo de 2017 a un total de 148 usuarios.

Dicho centro es un dispositivo de bajo umbral que presta atención socio-sanitaria a personas en grave situación de exclusión social.

 

A través del trabajo desarrollado en esta ONG sin ánimo de lucro, se intenta tanto favorecer la integración de este colectivo como mejorar, en la medida de lo posible, su calidad de vida, convirtiéndose esta entidad en un lugar de referencia para muchas de estas personas.

 

El CES de Aclad abre sus puertas los lunes, miércoles y jueves, proporcionando a los usuarios servicio de ducha e higiene personal, entrega de ropa, vales para el comedor social de la ciudad y estancia en una sala acondicionada para el descanso en la que se pueden realizar diferentes actividades como ver la tele, leer la prensa o tomar café.

 

También, se ofrece la posibilidad de recibir el correo en la entidad a todos aquellos que carezcan de domicilio estable. Asimismo, se les facilita atención sanitaria.

 

Las actuaciones principales en el área médica son: exploraciones complementarias, curas, supervisión de tratamientos, programas de vacunaciones, analíticas, consultas con el facultativo y derivaciones.

 

Por ello, resulta imprescindible la coordinación con profesionales sanitarios de los dos hospitales de referencia de Valladolid: el Río Hortega y el Clínico.

 

PREVENCIÓN DE INFECCIONES SEXUALES

 

Otra de las acciones llevadas a cabo, orientada hacia la reducción del daño, es la entrega material preventivo (preservativos masculinos, femeninos y lubrificantes) con el fin de prevenir la transmisión de infecciones por vía sexual.

 

Hay que tener en cuenta que el carácter marginal de este colectivo y su escasa percepción del riesgo les convierte en personas más vulnerables y proclives a padecer patologías de este tipo.

 

En cuanto a la intervención psicosocial, todas las iniciativas puestas en marcha están encaminadas a facilitar la incorporación sociolaboral mediante la integración eficaz del usuario dentro del ámbito comunitario. En este campo, la información y derivación a otros recursos es una de las actividades clave.

 

El apoyo individualizado por parte de los profesionales de ACLAD en la documentación personal, la gestión de prestaciones, la cobertura de vivienda o la mejora de la empleabilidad son tareas fundamentales y comunes en el día a día.

 

A su vez, se desarrollan talleres grupales, de manera anual, que versan sobre: informática para la búsqueda de empleo, orientación laboral, igualdad de género, masculinidades o hábitos alimenticios.

 

En estos momentos, los usuarios pueden asistir a la impartición de un 'Curso de Cocina y Nutrición Saludable' que consta de cinco sesiones, de dos horas cada una.

 

De la mano de la nutricionista Jone Benedicto, los asistentes tienen la oportunidad de aprender a cocinar alimentos sabrosos y, al mismo tiempo, saludables.

Noticias relacionadas