Silueta raul garcia diaz original

Para profesionales

Raúl García Díaz
Reflexiones y consejos para verdaderos profesionales, independientemente del puesto y del sector en el que trabajen.

¿Te interesaría que tu salario dependiera de lo que generas a la empresa?

Blog%20entrepersonas detail

No entiendo mucho de fútbol. Sinceramente me va más el baloncesto o el balonmano. Pero es indiscutible que el deporte rey es el fútbol. Una de las críticas que suele hacerse al fútbol, por los que no sabemos y por algunos que saben de eso, es que los salarios que cobran las estrellas de fútbol son desorbitados. En mi modesta opinión, el salario está justificado en muchos de esos casos. Esa justificación no es principalmente por los goles que mete o por los títulos que gana su equipo gracias al futbolista, que también, sino por la cantidad de ingresos que es capaz de generar al club. Sé que es difícil establecer que la causa de ciertos ingresos sea un jugado concreto, pero hay algunos que son claramente atribuibles a un jugador, como por ejemplo la venta de su camiseta.

 

¿Sería interesante que los salarios de los puestos de trabajo de cualquier empresa se establecieran también así? ¿Te interesaría que tu salario se estableciera calculando lo que generas a la empresa para la que trabajas? Desde un punto de vista práctico primeramente habría que calcular cuántas pérdidas y cuántos ingresos genera.

 

Vamos con el primer cálculo. Hay comportamientos que generan pérdidas a la empresa. Por ejemplo: perder el tiempo en el puesto de trabajo, no saber priorizar adecuadamente, crear conflictos con otras personas y otros departamentos, no ser riguroso consigo mismo ni con tu equipo de trabajo, cometer equivocaciones, no cuidar las herramientas de trabajo (móvil, ordenador, bolígrafo…), no seguir los procedimientos de seguridad estipulados, tampoco los de trabajo, crear mal ambiente con quejas continuas sin actuar para cambiar las cosas, etc. Si tienes alguno de estos comportamientos, los gastos derivados de éstos habría que contabilizarlos como pérdidas y tenerlos en cuenta para el cálculo de tu salario.

 

Ahora vamos a calcular los ingresos, por lo que habrá que tener en cuenta qué comportamientos son aquellos que generan valor e ingresos para la empresa. Y quiero aclarar que no son comportamientos propios de unos determinados puestos de trabajo y de unos departamentos concretos. Comportamientos de este tipo pueden realizarlos cualquier persona independientemente de su cargo. Ya que no sólo se trata de que entren más euros a la empresa gracias a ciertas personas que directamente consiguen que se tengan más clientes, se creen productos o servicios innovadores, o se cierre un proyecto de millones de euros. Sino que también habría que contabilizar los euros que se deja de gastar la empresa. Una persona, independientemente del puesto que ocupe, puede sugerir o plantear acciones que ahorren tiempo y dinero a una empresa. Si este es tu caso, los gastos que se eviten gracias a tus acciones habría que contabilizarlos como ingresos y tenerlos en cuenta para el cálculo de tu salario.

 

Concluyendo, si después de hacer tus cálculos estás entre las personas que generan mucho valor a la organización para la que trabajas y poco gasto (no lo dudo ya que estás leyendo este artículo de un blog llamado «para profesionales») y te gustaría cobrar directamente por lo que generas, te aconsejo que empieces a recopilar todas aquellas acciones de valor que propones y se implementan por ti o por otras personas en la organización. Anota todos aquellos comportamientos con los que generas valor o ingresos para tu empresa, porque aunque no consigas cobrar según lo que generas, siempre podrás utilizarlo para la próxima revisión de tu salario. (Utiliza este consejo bajo tu responsabilidad, no vaya a ser que no solo no te suban el salario sino que además te impongan una cláusula de rescisión de varios millones de euros para evitar que te vayas de la empresa).

 

Gracias por leer.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: