El centro de Valladolid, cortado al tráfico por la contaminación