Victor Lapeña, tras el choque Avenida-Ibaizábal