Zubizarreta, tras irse Valdés: "Traje a dos buenos porteros, bendito problema"

Andoni Zubizarreta

El exdirector deportivo del FC Barcelona Andoni Zubizarreta cree que dejó "un bendito problema" a Luis Enrique Martínez cuando tuvo que decidir el futuro de la portería blaugrana una vez Víctor Valdés había anunciado su marcha.

"Cuando alguno esperaba que trajese a dos porteros malos para el Barça resulta que traje a dos buenos como Bravo y Ter Stegen. No creo que sea ningún problema que el Barcelona tenga dos grandes porteros. Bendito problema. Cuando acabe la temporada supongo que hablarán con ellos y veremos lo que se hace", señaló en declaraciones en 'Al primer toque'.

Por otro lado, no piensa sea problema alguno la renovación de Messi, quien estará en el Barça hasta que él quiera. "La relación con Messi siempre ha sido muy profesional y muy tranquila desde mi despacho. Leo es tan grande que él decidirá su futuro. Alguna vez ha hablado de terminar en Newell's, pero hay que disfrutarle ahora en el Barcelona. Se le ve muy feliz y eso creo que es una buena noticia para el Barça", apuntó.

Igual opina que sucederá con el técnico asturiano. "Me parece que Luis Enrique ha demostrado ser un entrenador de alto nivel. No veo mucho sentido pensar en qué pasará en el futuro. Lo importante es que él está aquí ahora. Luis Enrique tiene una enorme energía pero ya ha dicho que no se ve de entrenador del Barcelona toda la vida", recordó.

Preguntado por las diferencias entre Luis Enrique y Guardiola, Zubizarreta les ve "parecidos". "¿Alguna diferencia? Creo que ponen la intensidad y energía de forma diferente. Pep más en el análisis, en los mensajes en las ruedas de prensa. Luis más en la intensidad en el juego. Ellos piensan más en cómo influir en el rival para ganar y luego ahí cada uno tiene sus toques personales", matizó.

"Yo siento que los éxitos son del propio Barça. ¿Si me siento partícipe? Pues la verdad que sí. Cuando comento los partidos y veo jugadores que lo hacen bien lo siento muy mío. Seguir a un jugador es un trabajo de muchas horas, no es una decisión de dos partidos. Me siento orgulloso de que estén ahí aunque al final el éxito es suyo", se sinceró al respecto.

Como comentarista para beIN SPORTS está bien, pero señaló que quiere volver a los despachos. "Volveré a ser director deportivo cuando alguien me llame. Salí en 2004 del Athletic y hasta 2010 no llegué al Barcelona. ¿Si me gustaría? La verdad que sí. Creo que en este momento que el fútbol está creciendo tanto hay cosas que se pueden hacer y hay cosas que puedo aportar", argumentó.

Sobre la 'Champions' y por el partido del Real Madrid en Alemania, el exportero consideró que los blancos desaprovecharon una buena oportunidad de sentenciar. "Cuando salió el sorteo parecía que las eliminatorias de Real Madrid y Bayern estaban muy decantadas. Sin embargo, esto es lo maravilloso que tiene el fútbol. Mi impresión hasta que el Wolfsburgo marcó era que el partido iba a durar hasta que el Real Madrid marcara. Los dos goles cambiaron todo y por completo el estado de ánimo del partido", recalcó.

"Draxler demostró ser de un altísimo nivel. El Wolfsburgo tenía su plan. Es un equipo que normalmente ataca por dentro pero contra el Real Madrid lo hizo por fuera porque vieron pasillo a la espalda de los laterales", concluyó.