Villar rescata al Real Valladolid en Alcorcón

El doblete del onubense sirvió para remontar el gol inicial de David Navarro y aguantó el resultado para reencontrarse con la victoria

AD ALCORCÓN: Dmitrović; Cuenca, Owona, David Navarro (Fede Vega, min. 14), Bellvís; Víctor Pérez (Pablo Pérez, min. 63), Toribio; Óscar Plano (Martín Luque, min. 63), Kadir, Álvaro; David Rodríguez.

 

REAL VALLADOLID: Becerra; Moyano, Rafa, Álex Pérez, Guitián, Balbi; André Leão, Jordán, Míchel (Álex López, min. 78); Jose (Mata, min. 67) y Villar (Ángel, min. 85).

 

GOLES: 1-0, minuto 9: David Navarro; 1-1, minuto 28: Juan Villar. 1-2, minuto 45+1: Juan Villar (p.).

 

ÁRBITRO: Cordero Vega. Mostró tarjeta amarilla al local Bellvis y a los visitantes Álex Pérez y Balbi.

 

INCIDENCIAS: Partido correspondiente a la Jornada 30 de LaLiga 1|2|3. Unos 2.500 espectadores presenciaron el encuentro en el Santo Domingo, con representación de la afición blanquivioleta.

La tarde no pintaba bien en Alcorcón para un Real Valladolid que parecía seguir tropezando con las mismas piedras. Aunque el desenlace fue mucho más feliz que en anteriores ocasiones. Juan Villar desatascó y rescató al Pucela con dos goles que valieron una importante remontada que coloca a su equipo a dos puntos del play-off.

 

Susto inicial de Becerra, que a punto estuvo de liarla con un control. Si en el primer balón que toca el portero en el que ya habías perdido parte de la confianza pasa esto... Pero el cancerbero estaba llamado a ser importante, puesto que el comienzo fue amarillo y, de hecho, tuvo que despejar un peligroso saque de esquina.

 

Precisamente, de un saque de esquina posterior llegó el 1-0. David Navarro aprovechó la pasividad defensiva de los blanquivioletas para rematar de aquella manera y enviar el balón a la red. Duro golpe para el Pucela y para el propio central alfarero, quien tuvo que abandonar el partido porque se hizo daño en el golpeo.

 

Con uno más, hasta que entró Fede Vega, el Real Valladolid rozó el empate, pero Cuenca sacó bajo palos un disparo de Míchel. Ya con igualdad de condiciones, Villar dispuso de otra ocasión, aunque Dmitrović le ganó la batalla.

 

Todo ello en unos primeros quince minutos intensos, tras los que el Pucela trató de tener el balón para generar a partir de ahí. Aunque no llegó así el 1-1, sino en una fenomenal contra que Juan Villar convirtió tras asistencia de Jordán.

 

El empate espabiló a un Alcorcón que volvió a rondar con peligro las inmediaciones del área visitante. En una de esas, la ley del ex estuvo cerca de cumplirse, pero el tiro de Víctor Pérez salió lamiendo la escuadra izquierda de la portería defendida por Becerra.

 

Tras el susto, el Pucela se recuperó de la mejor manera y siguió a lo suyo. Un buen balón al hueco para Juan Villar acabó en un dudoso penalti de Owona sobre el onubense, que posteriormente se encargó de transformarlo para colocar el 1-2 justo antes de llegar al descanso.

 

El paso por vestuarios sirvió para bajar un poco el ritmo en el inicio de la segunda mitad, aunque poco a poco se empezó a animar. Becerra desbarató los intentos por arriba y Dmitrović dos claras con las que el Real Valladolid pudo ampliar su ventaja.

 

Pero el partido estaba de que no. El calor pegó con fuerza y los entrenadores comenzaron a mover el banquillo. En el terreno de juego no hubo demasiadas alteraciones y, salvo un par de sustos sin mayor trascendencia, el conjunto blanquivioleta logró su objetivo y no sucedió prácticamente nada hasta el final.

 

No se movió el 1-2 y los de Paco Herrera, en un partido discreto, pero efectivo, regresó a la senda de la victoria después de tres jornadas. Buenas noticias para los vallisoletanos, puesto que en esta rara Segunda División se han vuelto a enganchar al tren del play-off de ascenso, del que están a tan solo dos puntos.