Vidal-Quadras cree que los soberanistas buscan "una saluda digna" tras "darse de bruces contra la realidad"

"Una vez que el arlament convoque el reférendum soberanista y el Tribunal Constitucional lo anule los dirigentes deberían convocar elecciones y volver al orden constitucional", ha dicho el militante de Vox, en una conferencia en Valladolid.

El vicepresidente del Parlamento Europeo Alejo Vidal-Quadras ha opinado este viernes en Valladolid que los políticos nacionalistas catalanes buscan "una salida digna" al proceso soberanista que han iniciado tras "darse de bruces contra la realidad", pero ha advertido de que "han ido demasiado lejos".

  

En declaraciones recogidas por Europa Press, el exlíder del PP de Cataluña y actual militante de Vox ha indicado, en este sentido, que "una vez que el Parlament convoque el referéndum soberanista y el Tribunal Constitucional lo anule", los dirigentes de aquella comunidad "deberían convocar elecciones y volver al orden constitucional".

  

Vidal-Quadras ha participado este viernes en la mesa redonda 'El desafío independentista catalán', dentro del Congreso 'Nación y Nacionalismo' que organiza la Delegación de Alumnos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Valladolid (UVA).

  

El vicepresidente del Europarlamento ha reiterado que una hipotética independencia "unilateral, inconstitucional e ilegal" de Cataluña sería "un fracaso en todos los terrenos" -político, económico y social-, al tiempo que ha recordado que el nuevo estado catalán "quedaría fuera de los organismos internacionales" y se encontraría "sin crédito" por el "despilfarro, la mala gestión, la incompetencia y la corrupción" que hacen que actualmente la Generalitat se encuentre "quebrada".

  

Todo esto haría, a su juicio, que los catalanes se convirtieran en "seres marginales", por lo que le parece "increíble" que "una clase política responsable lleve a sus ciudadanos a esta situación".

  

Por último, ha señalado que España es "la matriz" y "la madre" que "permite prosperar" a todos sus ciudadanos, por lo que ha defendido que "el mayor interés de los catalanes" debe ser el de "permanecer en España".