Vidal pasa por el quirófano y tiene complicado estar en Brasil

Arturo Vidal, a la derecha de la imagen

El centrocampista chileno de la Juventus Arturo Vidal fue operado este miércoles de su lesión en la rodilla derecha y su presencia en el Mundial de Brasil está seriamente comprometida, tal y como confirmó el doctor Ramón Cugat, que sin poner plazos, dejó claro que la recuperación suele ser de "tres meses".

"Arturo Vidal ha sido intervenido quirúrgicamente esta mañana en Barcelona de una menisectomía parcial selectiva, con inserción de factores de crecimiento en el menisco lateral de la rodilla derecha. La operación ha sido realizada por el doctor Ramón Cugat, con la presencia de médicos de la Juventus y de la selección chilena. El jugador recibirá el alta mañana y volverá a Turín para comenzar enseguida la rehabilitación", confirmó su club en su web.

La operación duró en total "40 minutos", según confirmó el doctor Cugat, que apuntó tras ella que "valía la pena hacer la artroscopia". "Ahora que tenga un postoperatorio lo mejor posible y luego la recuperación y que Dios nos ayude y reparta suerte", señaló ante los medios.

"El tiempo de baja no nos atrevemos a decirlo porque hay un Mundial en ciernes y juegan muchos factores: que el chico esté bien, que la rodilla responda, el estado anímico. Le conozco poco, pero creo que es un jugador de temperamento fuerte, valiente, que está siempre positivo y es un ganador, veo que es un auténtico profesional", prosiguió el galeno.

Con todo, son "optimistas" en cuanto a la recuperación del centrocampista, sobre todo por haber llevado a cabo un "tratamiento correctísimo", que fue primero "conservador" por parte de su club, "pensando que puede salir adelante", recordando que sabe de jugadores que con una dolencia similar "juegan" partidos.

"Los doctores de la Juventus le han ido cuidando y ahora surgió la disyuntiva de a ver si puede jugar el Mundial, pero viendo las imágenes y reunidos los tres aconsejamos que pasase por el quirófano y creo que se acertó", subrayó Cugat.

"Si no hubiese Mundial, que se vaya a su casa, descanse y haga la rehabilitación en paz y sin presión", afirmó el médico, que "en paz y tranquilidad", cifró la recuperación de Vidal en "tres meses o dos meses y medio".

Esta intervención supondrá que, a falta de un mes para dé comienzo el Mundial, en el que Chile está encuadrado con España, Holanda y Australia en el Grupo B, el centrocampista 'todoterreno' tenga muy complicado poder estar con los de Jorge Sampaoli, que perderían seguramente a su mejor jugador dentro de su bloque.