Vecinos de Montejo piden responsabilidades por la "mala gestión" del agua desembalsada el último mes

Vecinos de Montejo de la Vega de la Serrezuela (Segovia) han reclamado que se depuren responsabilidades por la "mala gestión" del agua desembalsada en el último mes, que se elevó de 0,2 a cerca de 50 metros cúbicos por segundo, así como por los daños ocasionados por las inundaciones, que han afectado a cien hectáreas de cultivo, el jardín botánico en el entorno de la Casa del Parque de las Hoces del Río Riaza y una senda adaptada para discapacitados, entre otros puntos.




SEGOVIA, 1 (EUROPA PRESS)



A través de un comunicado recogido por Europa Press, han explicado que durante todo el invierno y hasta la mediodía del 26 de marzo la presa de Linares del Arroyo, dependiente de la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) y ubicada a unos 12 kilómetros aguas arriba del municipio, soltó 0,2 metros cúbicos por segundo, según los datos de la web de la CHD.

El día anterior, lunes 25, el nivel de agua embalsada era de 42 hectómetros cúbicos sobre un total de 58. El miércoles por la tarde, según explican, constataron que el río Riaza comenzaba a desbordarse y supieron por la CHD que se estaban desembalsando 18 metros cúbicos por segundo y que el embalse se había quedado sin la denominada 'salvaguarda'.

Tras inundarse las parcelas más cercanas al cauce del río y la amenaza de que el agua entrara en las casa, el jueves se aumentó el desembalse a 25 metros cúbicos por segundo y el viernes, a 35,8, lo que llevó a los vecinos a protegerse del agua mediante la colocación de decenas de sacos terreros para evitar que se desbordara el cauce.

A las 22.30 horas del viernes, Protección Civil alertó al Ayuntamiento de que se podrían llegar a desembalsar entre 40 y 50 metros cúbicos al segundo, lo que según aseguran los vecinos creó una gran alarma entre la población al desconocer cómo afectaría este aumento del caudal.

Los habitantes de este municipio han recriminado que no se desembalsara agua antes del 26 de marzo, cuando todas las previsiones meteorológicas apuntaban a una Semana Santa especialmente lluviosa y estaba pendiente el deshielo de la nieve acumulada en la Sierra de Ayllón, al tiempo que se preguntan si las obras que se acometen en la presa desde septiembre han podido contribuir a la falta de regulación del desembalse.

Asimismo, han demandado que se tomen medidas para que esta situación no se vuelva a repetir y que la CHD u otros organismos se responsabilicen de los daños ocasionados a los vecinos.