Valladolid se queda con tres de los títulos del II Open Boxing CyL

La velada, celebrada en la Plaza de Toros de Arroyo de La Encomienda, reunió a 800 personas que disfrutaron y colaboraron con la AECC.

RESULTADOS COMBATES

57 KILOGRAMOS

Marisa Domínguez (La Fábrica Madrid) se impuso a los puntos por decisión unánime a Natalia Travel (Segundos Fuera Madrid).

 

+ 91 KILOGRAMOS

Alfonso Gallego (Club García Cádiz) venció a los puntos a Eduardo Bonilla (Saltando Charcos Burgos)

 

69 KILOGRAMOS

Aarón González (Team Thunder Marín) ganó a los puntos por decisión unánime a Alejandro Vega (Sevilla).

 

81 KILOGRAMOS

Daniel Robles (Club García Cádiz) doblegó a los puntos por decisión unánime a Remus Mirel (Segundos Fuera Madrid)

 

51 KILOGRAMOS

Eneritz Borinaga (Mampo Gym Bilbao) ganó a los puntos por decisión unánime a Rocío Suárez (Team Thunder Marín)

 

54 KILOGRAMOS

Lara García (Fight Club Segovia) venció a los puntos por decisión unánime a Lorea Murgoitio (Team Thunder Marín).

 

52 KILOGRAMOS

Mario Ospina (Club Boxeo Valladolid) se impuso a los puntos por decisión unánime a Carlos Gamella (Ray Events Madrid).

 

56 KILOGRAMOS

Diego Crespo (Pueblo Boxing León) ganó a Fernando Gómez (Club Boxeo Valladolid).

 

75 KILOGRAMOS

Miguel Cuadrado (Club Boxeo Valladolid) venció por KO técnico en el segundo asalto a Óscar Riballo (Coria del Río).

 

60 KILOGRAMOS

Salvi Jiménez (Club Boxeo Valladolid) doblegó a los puntos por decisión unánime a Jaime Romero (Club García Cádiz).

 

64 KILOGRAMOS

Antonio Iglesias (Club Boxeo Valladolid) ganó a los puntos por decisión dividida a Nedjme Eddine (Titobox La Rioja).

Miguel Cuadrado, Salvador Jiménez y Antonio Iglesias repitieron triunfo en la segunda edición del Open Boxing Castilla y León, haciendo que tres de los títulos en juego de este torneo que busca ser un referente en el panorama nacional en la modalidad olímpica se quedasen en Valladolid. Los tres ganaron con solvencia sus finales, demostrando que las recientes convocatorias con la selección española no son fruto de la casualidad, sino del trabajo y constancia diario tanto de ellos como de sus entrenadores.

 

Sus victorias fueron el colofón a la velada que puso el cierre a este II Open Boxing CyL, que se celebró en la plaza de toros cubierta de Arroyo de la Encomienda y que, organizado por la Federación de Castilla y León de Boxeo, reunió a algunos de los mejores púgiles nacionales.

 

Con once combates en liza, tres de ellos femeninos, la competición citó a unos 800 espectadores en esa plaza de toros, con la presencia del alcalde de Arroyo, José Manuel Barrio; de la vicepresidenta en Valladolid de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), Pilar Fernández Valderrama, así como de boxeadores históricos, como Carlos Hernández o Alfonso Cavia, encargados todos de entregar los trofeos a los ganadores. Además no faltaron representantes de algunos de los principales clubes de la ciudad, que donaron sus camisetas para que los púgiles de las finales las luciesen en sus presentaciones. Todos los beneficios de la velada irán para la AECC y el Movimiento Movember.

 

En lo deportivo, Miguel Cuadrado, Salvi Jiménez y Antonio Iglesias pusieron en pie al público asistente. Antes, también del Club Boxeo Valladolid, se pudo ver el triunfo del vasco-colombiano Mario Ospina, que en breve residirá en tierras vallisoletanas, en 52 kilogramos sobre el madrileño Carlos Gamella; así como la derrota de Fernando Gómez contra Diego Crespo (Pueblo Boxing León), en un disputado combate sobre 56 kilogramos. Daniel Robles, Aarón González, Alfonso Gallego, Marisa Rodríguez, Eneritz Borinaga y Lara García habían conseguido ganar en el inicio de la velada.

 

Pero los platos fuertes vinieron al final. Primero con el KO en el segundo asalto de Miguel Cuadrado sobre Óscar Riballo (Coria del Río), en 75 kilogramos. Luego con el dominio de Salvi Jiménez, en 60 kilogramos, sobre Jaime El Ouahbi Romero (Club García de Cádiz), con cuenta incluida en el tercer asalto. Y para cerrar la lucha incansable de Antonio Iglesias ante un Nedjme Eddine (Titobox La Rioja) que se defendió como gato panza arriba en 64 kilosgramos. Pero el vallisoletano alcanzó con más manos a su oponente y ganó en la única decisión dividida de los jueces.

 

Finalmente, el público vallisoletano saboreó los tres triunfos que llegaron en los últimos combates de una intensa noche en la Plaza de Toros cubierta de Arroyo de La Encomienda.