Valladolid se moviliza contra los recortes y la desigualdad de la mano de las Marchas por Dignidad

Valladolid se sumará el 22 de octubre a la movilización estatal convocada por las Marchas de la Dignidad contra los recortes y la desigualdad, cuyo acto central será una manifestación que arrancará a las 19.00 horas de la plaza Fuente Dorada de la capital.

CRECIMIENTO DE LA POBREZA

 

El representante de Stecyl también ha advertido de que los ingresos del diez por ciento de la población más rica "son 9,5 veces superior a los del diez por ciento más pobre" y "el 21,6 por ciento de los españoles vive por debajo del umbral de la pobreza (7.961 euros anuales) y la pobreza ha crecido un ocho por ciento en el país desde 2008, de manera que, con esta progresión, "España podría llegar a tener 18 millones de pobres en 2022".

 

Precisamente sobre desigualdad, Luis Miguel Pérez ha señalado que un centenar de consejeros ejecutivos cobró más de un millón de euros en 2014 y 50, más de dos millones de retribución total. Asimismo, "en 15 casos el sueldo del ejecutivo mejor pagado supuso más de 100 veces el gasto medio por empleado de la empresa".

 

Por su parte, Eva Minayo ha enmarcado estas protestas en las Euromarchas que se desarrollan a lo largo de este mes y que concluirán el sábado, 17 de octubre, con una concentración frente al Parlamento Europeo en Bruselas para rechazar "el pago de la deuda ilegal, ilegítima y odiosa".

 

Minayo también ha aprovechado su intervención para rechazar "la involución autoritaria en el Estado español", lo que ha ejemplificado en cuestiones como la aprobación de la Ley Mordaza o la Reforma del Código Penal.

 

Respecto a la posibilidad de convocar en el futuro una huelga general, Minayo ha confirmado que "ése es el objetivo", pero ha evitado poner una fecha hasta "ver si se dan las condiciones" y "trabajarlo bien", puesto que también sería "una huelga de consumo que pare el país y que esté convocada de forma horizontal, no desde despachos como otras", ha recalcado Pérez.

 

Otro de los objetivos que persigue la movilización del día 22 es "el derecho a decidir", la lucha contra la violencia de género, un "futuro digno para la juventud", el rechazo al Tratado Trasatlántico de Comercio (TTIP en inglés), a la OTAN, al 'fracking' y a la corrupción.

 

Las protestas se celebrarán en toda España "de forma descentralizada", en lugar de confluir en una gran marcha en Madrid como en anteriores ocasiones, para "aportar desde el movimiento social" las "energías necesarias" que permitan impulsar "un proceso de transformación social, política y económica", tal como ha señalado Eva Minayo, de Izquierda Castellana, una de las más de 20 formaciones que integran la coordinadora en Valladolid.

 

Por su parte, Luis Miguel Pérez, de Stecyl, ha justificado la convocatoria de esta propuesta ante la situación actual de "pobreza energética, crecimiento de la desigualdad, pérdida de masa salarial y precariedad, reconversión de contratos de jornada completa en parcial e inestable y recortes profundos en sanidad, educación y servicios sociales".

 

Bajo el lema 'Caminando hacia la huelga general, desmontando sus mentiras, contra el paro y su crisis, unidad popular y movilización continuada', junto con el habitual de 'Pan, Trabajo y Techo con Dignidad', la marcha principal partirá de la Fuente Dorada a las 19.00 horas y a ella regresará tras recorrer la calle Ferrari, Plaza Mayor y calles Santiago, Claudio Moyano y Duque de la Victoria.

 

Previamente, la Plataforma de la Sanidad realizará una 'performance' a las 11.00 horas frente al Centro de Salud de la Magdalena, ubicado en la calle Nuestra Señora del barrio de la Rondilla, para criticar los recortes en la atención sanitaria. A las 12.00 horas, varias columnas de estudiantes confluirán en la Plaza Mayor para concentrarse en una jornada de huelga convocada por plataformas de estudiantes.

 

En declaraciones recogidas por Europa Press, Luis Miguel Pérez ha lamentado que el Gobierno de España "quiera vender la recuperación" mientras que los salarios "en el mejor de los casos se acercan a los 700 euros para una jornada completa", frente al ascenso de contratos parciales a media jornada "con sueldos de 400 euros mensuales".

 

Pérez también ha recordado la situación actual de "deflación" que vive la economía española, con un "desplome del consumo interno", 5,2 millones de parados según la Encuesta de Población Activa (EPA), un "aumento de las ejecuciones hipotecarias" y "más de siete millones de ciudadanos con dificultades para pagar las facturas de energía.