Valladolid estrena proyecto "piloto" de un ciclocarril y una línea de detención avanzada en un vial

La presentación tuvo lugar este miércoles. TRIBUNA

En el caso del ciclocarril, se trata de una zona en la que la bicicleta tendrá más presencia, con señalización específica, limitación de velocidad a 30 kilómetros por hora.

El Ayuntamiento de Valladolid pondrá en marcha, como "proyecto piloto", un ciclocarril y una línea de detención avanzada para motos y bicicletas en un vial del centro de la ciudad, aunque los técnicos municipales estudian aún la calle en concreto. Así lo ha avanzado el concejal de Seguridad y Movilidad de Valladolid, Luis Vélez, durante la presentación de las actividades de la Semana de Movilidad.

 

En este marco, en el que ha señalado que las iniciativas que se realicen supondrán el germen para proyectos de futuro, ha anunciado que se trata de "pacificar" el tráfico y aunque no se hará en un "gran vial" sí podrían ubicarse en alguna vía con intensidad de tráfico "considerable" y dificultad de las bicicletas para circular.

 

En el caso del ciclocarril, se trata de una zona en la que la bicicleta tendrá más presencia, con una señalización específica, una limitación de la velocidad a 30 kilómetros por hora y servirá también para conectar algún tramo de carril bici que está desconectado.

 

LÍNEA AVANZADA EN EL SEMÁFORO

 

Por otro lado, la línea de detención adelantada para motocicletas y bicicletas consistiría en unas líneas de detención en lugares regulados por semáforos para que estos vehículos se sitúen un poco más avanzados que los demás. Estas iniciativas no suponen obras, simplemente pintar las marcas viales, y servirán de experiencia para su posible instalación en otras zonas de la ciudad.

 

Precisamente estas líneas de detención, que funcionan muy bien en otras ciudades, son muy bien acogidas por los ciclistas y por la Plataforma Motera por la Seguridad Vial (PMSV), que ya ha mantenido alguna reunión con el concejal y, de hecho, es una de las reivindicaciones que transmitió al alcalde de la ciudad, Óscar Puente, que en su primer acto como primer edil participó en el Día Nacional de la Moto el pasado 14 de junio.

 

La Plataforma, que denomina a estas líneas Zonas Avanzadas para Motos (ZAM) propuso al Ayuntamiento su ubicación en lugares como la Avenida de Salamanca, Isabel la Católica y Filipinos como primeros puntos y planteó un carril para acceder a las mismas --como se ha hecho en Vigo--. Además, considera que en el Paseo de Zorrilla sería inviable porque los carriles son muy estrechos y no se podría acceder a estas zonas entre los coches.

 

Fuentes de la Plataforma han indicado a Europa Press que les parece bien que se tenga en cuenta la mejor "maniobravilidad" de la moto para favorecer la movilidad de la ciudad, con lo que considera que ganan "todos", tanto los motoristas, que ven mejorada su circulación en la ciudad, como los coches, ya que favorecerá que se reduzcan estos vehículos al animar a usar la motocicleta o la bici (también plantean compartirlas con las bicicletas). A esto se sumaría una posible descongestión del tráfico.