Valladolid Alta Velocidad pide una prórroga para pagar los 125 primeros millones del soterramiento

Manuel Saravia, concejal de Urbanismo y teniente de alcalde del Ayuntamiento de Valladolid. A.MINGUEZA

El consejo formado por Ayuntamiento, Junta y Fomento se reunió este miércoles con los bancos para reconocer que no se puede hacer frente al primer pago de dicha cifra, fechado para el 1 de enero.

El tema del soterramiento en Valladolid va camino de convertirse en una enorme madeja que no para de girar y girar, de manera que se hace imposible vaticinar algún avance en este sentido pese a que el Ayuntamiento, bajo la batuta del nuevo equipo de Gobierno, continúa intentando impulsarlo a través de la Sociedad de Valladolid Alta Velocidad. Este miércoles se vivió el siguiente capítulo de un serial que tiene visos de tener para largo plazo.

 

La cuestión es que a primera hora de la mañana el concejal de Urbanismo, Manuel Saravia, y el de Hacienda, Antonio Gato, viajaron a Madrid para tener la primera reunión del consejo de Valladolid Alta Velocidad desde que Óscar Puente es alcalde de Valladolid, un encuentro forzado hace unas semanas por el propio Ayuntamiento y que llevaba sin darse desde enero de 2013. La cuestión es que en la mesa se sentaron Consistorio, Junta de Castilla y León y Ministerio de Fomento, los dos primeros con un 25% de la Sociedad de Alta Velocidad y el tercero con un 50%. Era el momento de poner las cosas claras.

 

¿Y cuál fue el resultado? Pues reconocer de manera pública y abierta una obviedad como que la Sociedad no puede hacerse cargo de los algo más de 400 millones de euros que prestaron los bancos para comenzar el proyecto del soterramiento. Se supone que para el próximo 1 de enero toca devolver 125 de esos millones, pero la falta de venta de suelo en Valladolid han provocado que sea poco más que una quimera.

 

A raíz de aquello, la conclusión a la que se ha llegado es que se va a pedir una prórroga de un año para poder hacer frente a dicho pago. Por ahora del proyecto inicial tan solo se ha realizado el traslado de los talleres de Renfe, de manera que el actual alcalde, Óscar Puente, ya dijo en su día que el Ayuntamiento no pondría un dinero en algo que no ha gastado, o más bien que todavía no ha visto realizado, como es el proyecto entero del soterramiento.

 

REUNIÓN "DE TANTEO"

 

Tras salir de la reunión en Madrid el concejal de Urbanismo, Manuel Saravia, aseguró que se ha tratado de un encuentro "de tanteo", según la Cadena Ser, en el que participaron además de los dos ediles del Ayuntamiento el director general de Urbanismo de la Junta, Angel María Marinero, diferentes responsables de Adif y Renfe y varias personas vinculadas a los bancos prestamistas como el Banco Santander, Caja España-Duero, BBVA, Caixa o Bankia.

 

Así las cosas la semana que viene tendrá lugar otra reunión con Adif, una muestra de que el Consistorio sigue apostando de manera clara por el soterramiento aunque quizá no con el mismo plan que estaba planteado inicialmente.