Valladolid acoge desde el miércoles la reunión técnica del proyecto Innovage, en el que participan 14 regiones europeas

Valladolid acoge desde este miércoles y hasta el viernes la reunión técnica del proyecto Innovage en el edificio PRAE, donde los socios trabajarán sobre aspectos de capacidad del usuario y aceptación de los sistemas para su vida independiente.

Por otro lado, según han informado fuentes de la Gerencia de Servicios Sociales a Europa Press, los socios podrán deliberar sobre cuestiones relativas a la gestión del proyecto en sus organizaciones y aspectos éticos.

 

El acto central de este evento será la presentación europea del Manual de Buenas Prácticas sobre envejecimiento activo elaborado por los socios del Proyecto. Se trata de una presentación pública en la que expertos en envejecimiento activo darán a conocer las mejores iniciativas en eco-innovación desarrolladas en Europa.

 

Entre las acciones que se llevan a cabo entre los socios están los talleres para el intercambio de conocimientos, las visitas de estudio, abiertas a técnicos externos al proyecto que puedan aportar nuevos conocimientos que enriquezcan a las distintas regiones y las sesiones formativas.

 

La Gerencia de Servicios Sociales celebró el pasado 25 de marzo una jornada en la que presentó el proyecto Innovage, ideado para desarrollar soluciones para la vida autónoma de las personas mayores, a una treintena de empresas que trabajan en aplicaciones informáticas, robótica, tecnologías de la información, soluciones de movilidad, innovación tecnológica, aplicaciones en el ámbito de la telemedicina, sensores o inteligencia artificial, además de fundaciones como Aspaym o Fundamay, institutos universitarios y empresas del sector servicios como el Grupo AMA o Limcasa.

 

La presentación tuvo como protagonista al gerente regional de Servicios Sociales, Jesús Fuertes, al director gerente de la Fundación Intras --que también participa en el proyecto--, Pablo Gómez, y la directora adjunta de la Agencia de Desarrollo Económico de Castilla y León, Beatriz Casado.

 

El representante de la Junta animó a las empresas a incorporarse a él mediante su participación en una Asociación de Empresas Innovadoras (AEI), en la búsqueda de productos tecnológicos que permitan a las personas mayores tener una vida autónoma e independiente plena.

 

"Bajo el modelo de la cuádruple hélice de la Innovación, en el que se integran universidad, empresa, administración y tercer sector, se pretende a través de este proyecto lograr sinergias que se traduzcan en servicios y productos dirigidos a que las personas mayores puedan vivir de forma independiente y sostenible durante el mayor tiempo posible en sus propios hogares", señaló Fuertes.

 

El gerente apuntó que uno de los objetivos que marca el proyecto es el impulso, por parte de la Junta, de una AEI o clúster, que aúne empresas prestadoras de servicios y apoyo a la vida independiente de las personas mayores, empresas de carácter tecnológico, grupos de investigación de universidades, centros tecnológicos y tercer sector, que permita a estas generar negocio en torno a la creación de productos tecnológicos de eco-innovación.

 

Estas empresas, apuntó Jesús Fuertes, podrán testar sus proyectos en centros de la propia Gerencia de Servicios Sociales o de alguna de las fundaciones o centros privados de la Comunidad que trabajan en el ámbito de los mayores, la discapacidad lo que, dada la consideración con que cuenta Castilla y León en este campo, "supondrá para ellas un aval importante para su proyección empresarial incluso fuera de la región".

 

La directora adjunta de la ADE, por su parte, explicó a estas empresas las ventajas que representa este tipo de iniciativas como las AEI o los clúster. "Es indudable la importancia que una AEI puede tener tanto en el desarrollo de los servicios de atención a las necesidades sociales y de apoyo a la autonomía personal como en el desarrollo de soluciones tecnológicas en el seno de la necesidades del colectivo denominado 'Tercera Edad' , señaló Casado, quien recordó que "existe un porcentaje muy pequeño de empresas en España que desarrollan tecnologías de asistencia y la gran mayoría se centra en temas de accesibilidad y teleasistencia".

 

Finalmente Pablo Gómez, de la Fundación Intras, hizo un repaso del envejecimiento en la UE y en España, y de las necesidades que van a tener esas personas, tanto ahora como en un futuro muy cercano, para poder tener una vida independiente plena. Habló también del proyecto y repasó los clúster existentes en los países que forman parte de Innovage, (Italia, Francia, Inglaterra, Finlandia y Holanda), algunos de los cuales ya han sido visitados por los técnicos de la Gerencia de Servicios Sociales y de Intras dentro de las jornadas de trabajo que contempla el proyecto.

 

Gómez señaló la importancia de participar en un clúster como medio generador de proyectos colaborativos que permitan orientan la financiación pública hacía un sector determinado, en este caso los servicios sociales.

 

SOCIOS DE 14 REGIONES EUROPEAS

 

Innovage es un proyecto europeo en el que participan 15 socios de 14 regiones europeas, que trabajan conjuntamente en el desarrollo de una metodología común y herramientas útiles para compartir y difundir las mejores prácticas y desarrollar tecnologías, desde una perspectiva ecológica, que contribuyan a la vida independiente de las personas mayores.

 

Actualmente, se estima que la población de la Unión Europea es de 501 millones de personas, de los que un 17,4 por ciento tiene 65 o más años. Y, según la Comisión Europea, la población de la Unión Europea alcanzará los 517 millones en 2060, de los que cerca de un tercio tendrá 65 años o más. Pero el envejecimiento no tiene por qué ir asociado necesariamente a enfermedades y discapacidades.

 

Castilla y León es la tercera región europea con mayor sobreenvejecimiento. Actualmente, el 22,8 por ciento de la población de Castilla y León tiene más de 65 años y de ellos el 35,14 por ciento tiene más de 80.

 

Las proyecciones para el año 2020 en la Comunidad indican que estos datos continuarán incrementándose, de forma que el número de personas mayores de 65 años supondrá el 24,9 por ciento del total de la población y el de mayores de 80 alcanzará el 36,1 por ciento. De ellos, el 55,4 por ciento de las personas mayores de 65 años, residen en municipios de menos de 20.000 habitantes y el 45 por ciento residen en municipios de menos de 5.000 habitantes.

 

Este es el principal objetivo del proyecto, cuya financiación total es de casi 2,5 millones de euros, a ejecutar entre mayo de 2012 y diciembre de 2014. Los socios participantes, junto a la Gerencia de Servicios Sociales de Castilla y León y la Fundación Intras, son la Región de Le Marche (Italia), La Tronche (Francia), el Baltic Institute of Finland (Finlandia), Sofía Municipality (Bulgaria), Region of Central Macedonia (Grecia), Geroskipou Municipality (Chipre), South East Health Technologies Alliance (Reino Unido), Development Centre Litija (Eslovenia), Lithuanian Innovation Centre (Lituania), Regional Development Agency of South Bohemia RERA, j.s.c (República Checa), Rzeszow Regional Development Agency (Polonia), Netherlands Organisation for applied scientific research TNO (Holanda) y Blekinge Institute of Technology (Suecia).