Valladolid acoge a partir de este martes unas jornadas de Médicos del Mundo sobre el derecho a la salud

Valladolid acogerá a partir del próximo martes, 16 de abril, las jornadas organizadas por la Asociación Médicos del Mundo en Valladolid sobre 'Derecho a la salud, derecho a curar', que se prolongarán hasta el jueves 18 de abril en la Facultad de Medicina vallisoletana.

La primera de las sesiones, impartida por Tomás Fernández Hernández, vocal de la junta directiva estatal de la organización y experto en salud pública, versará sobre los determinantes que condicionan el adecuado cumplimiento del derecho a la salud, tanto en las sociedades europeas como en los países en desarrollo, han informado a Europa Press fuentes de la organización del encuentro.

  

En el marco de esta primera sesión se proyectará el documental 'Cuánto ganamos, cuánto perdimos', en el que ha participado Médicos del Mundo y en el que a través de entrevistas a personalidades de las diferentes áreas relacionadas con el Derecho a la protección de la salud (Salud Pública, Economía de la Salud, Derechos Humanos, Políticas Sanitarias, Sociedades Científicas) y mediante testimonios de inmigrantes afectados por la nueva situación, se reflexiona sobre la nueva legislación en materia de salud, que excluye del Sistema Nacional de Salud a entre 150.000 y 500.000 inmigrantes en situación administrativa irregular.

  

La segunda jornada tendrá como protagonista al programa de Médicos del Mundo en Tanzania en materia de igualdad de género. Participarán Begoña Ruiz, coordinadora de programa y representante de Médicos del Mundo en Tanzania, y Leonia Dominick Andrew, socióloga, responsable del componente de desarrollo comunitario y derechos humanos y genero en Médicos del Mundo en Tanzania. Este proyecto está financiado por la Junta de Castilla y León.

  

Por último, el equipo de trabajo de la organización en los campamentos saharauis trasladará el jueves 18 la situación y las líneas de trabajo de Médicos del Mundo en los campamentos, poniendo especial atención en las necesidades de una población que lleva más de 30 en el exilio. Este proyecto está financiado por el Ayuntamiento de Valladolid.